paredes

You are currently browsing articles tagged paredes.

Tras animaros con fervor y entusiasmo a pintarrajear toda pared del hogar cual “Banskys’ domésticos en el post “Yes we can!”, en éste, nuestro quinto capítulo del Pantaleónico “Manual de Decoración” os proponemos una idea con trampa: el cuarto blanco.

Jean Louis Deniot

Jean Louis Deniot

“Os parecerá, como otras víctimas anteriores de este legendario engaño” dice Pantaleón “que esto del cuarto blanco, tan limpito, tan lleno de calma, está chupao. ¡Pues no, chiquitines mios! ¡no hay nada más traicionero que el cuarto blanco!.” Efectivamente, es común pensar que hacer un cuarto “all white” es fácil, al fin y al cabo, es sólo poner blanco y más blanco, ¿noooo?.

Chateau de Gignac

Chateau de Gignac

Pues no. Pintad un cuarto de blanco, tapizad todo de blanco, poned muebles blancos y cortinas blancas y luego contadnos el resultado. Celda de psíquiatrico ¿a qué sí? Más frío que un igloo ¿a que sí? Falto de interés ¿a que sí?. ¿Soso y desangelado? Pues eso. No hace falta que digáis más: no hay nada más difícil que “dar en el blanco” con cuarto blanco.

white room

Sólo los grandes maestros consiguen un cuarto blanco realmente interesante. ¿Por qué? Pues porque el cuarto blanco es un “engañabobos”. Para empezar, nunca es blanco…son MUCHOS blancos distintos…

Axel Verdvoordt

Axel Verdvoordt

El color es uno de los elementos más importantes – y más fáciles de usar – en decoración. Si eliminas ese elemento confinándote al blanco (que no es un color, es la ausencia de color) sólo te quedan otros dos: tono y textura. Los cuartos blancos realizados con éxito son aquellos en los que ambos tono y textura han sido utilizados con maestría… y “a lo bestia”! …

cuarto blanco6

Catálogo Zara Home

Catálogo de Zara Home, primavera-verano 2013

La foto de arriba, del catálogo de Zara Home de esta temporada es especialmente reveladora: donde veis una cama blanca y una pared desnuda desconchada, yo cuento al menos 9 tonos distintos de blanco, y al menos 6 texturas distintas. LLegar a este grado de maestría no es fácil y es lo que hace que la imagen funcione. Si no intentad poner una cama blanca contra una pared desconchada blanca y contadnos si el efecto es el mismo. 9 tonos y 6 texturas: “C’est n’est pas facile!” advierte Pantaleón.

Rose Uniacke

Rose Uniacke

Si a pesar de todo os ha picado el gusanillo del cuarto blanco, te sientes inspirada por el blanco Papal tan de moda últimamente, y quieres lanzarte a aventura…Pantaleón tiene unas cuantas cosas que decirnos. Aqui van una serie de consejos para intentar que el cuarto blanco resulte un apetecible cuarto blanco y no una “fria sala de hospital” como cantaba Victor Manuel.

Cuarto blanco, white room

Lo primero: recuerda que los cuartos blancos nunca son enteramente blancos, son una concatenación de blancos. “Tono, tono y tono” insiste Pantaleón. Utiliza varios tonos de blanco. Al menos tres. Si usas sólo dos a veces puede parecer que te has equivocado al comprar la almohada que va con la colcha y que te has hecho un lío. Cuando los tonos son tres o más,  y se repiten, la sensación de que te has equivocado desaparece y ya está más claro que es intencionado…

redondowhite

Segundo: que tus tonos varios de blanco sean todos de la misma familia. Si tu blanco de base es un blanco cálido (mezclado con amarillo o rojo y que se acerca, dentro del blanco, al beige) entonces sigue con blancos cálidos, y si tu blanco inicial es un blanco frío (que puede tirar a gris, a verde o a azulado) sigue con blancos frios. ¡No mezcles familias! Haz tus experimentos de tonos SIEMPRE dentro de la misma gama porque el resultado de mezclar cálidos con frios, no sabemos por qué, hace a sucio.

cuarto blanco, white room

Anouska Hempel

John Saladino

Tercero: si has elegido la familia de los blancos fríos, añade algún acento de color en colores fríos. El grís pálido funciona especialmente bien. Si tus blancos son de la familia de los cálidos, un toque en beige te irá bien. No mezcles. Blancos cálidos con gris hacen a sucio. Blanco frío con gris maravilloso.

Rose Uniacke

Rose Uniacke

 

Vía Nuevo Estilo

Vía Nuevo Estilo

cuarto blanco2Cuarto: Casi ningún cuarto blanco es enteramente blanco, añade algo que de contraste al blanco…un poco de negro, un color vivo…

cuarto blanco 5

image294_thumb

cuarto blanco5

cuarto blanco7

nacho polo

Quinto: utiliza tus diversos tonos de blanco para resaltar los detalles arquitectónicos de tu cuarto blanco. Por ejemplo pinta el rodapié en un blanco distinto que la pared. Idem con las molduras y con los marcos de las puertas.

Isabel López Quesada

Isabel López Quesada

cuarto blanco

Axel Vervoordt white rooms

Axel Vervoordt

rose uniacke4usada shutters2Sexto: añade texturas. Puedes cumplir la regla tercera -añadir algún toque de color asociado –  y sexta de un golpe añadiendo toques de color con textura. Piensa en mimbre, estera, madera rugosa, una piel, un terciopelo, algo de piedra, algo metálico, un cristal de color…. Incluso si añades texturas distinas en blanco (madera, distintos tejidos, papel, la pantalla de una lámpara, una porcelana en blanco) recuerda que la luz se refleja de forma distinta en los diferentes materiales, así que tu suelo de madera pintada de blanco siempre parecerá tener un tono distinto de la pared incluso si están pintados en exactamente el mismo color.

cuartos blancos

Axel vervoordt

Axel vervoordt

Rose Uniacke, oficinas de Jo Malone en Londres

axel vervoordt2

Séptimo: ¡plantas! En ningún otro sitio es más necesario un toque de verde que en un cuarto enteramente blanco. La vida (aunque sea vegetal) combate lo aseptico del blanco…

Outlook-78

Axel Vervoordt

Axel Vervoordt

.

Rose Uniacke Jo Malone

Rose Uniacke, oficinas centrales de Jo Malone en Londres

Octavo: Un toque metálico. Un espejo, un marco dorado… pero en esto no mezcles tampoco. Hay que ser especialmente estricto en un “todo blanco”. Nada de bisagras plateadas y manilas de puertas doradas o al revés. Esto en un cuarto multicolor ni lo registras, en uno blanco, te da al ojo nada más entrar

Captura de pantalla 2013-01-11 a la(s) 08.18.29

whiteroomsespejo

C’est tout. A Pantaleón le hubiera encantado llegar al decálogo para emular a las tablas de la ley, y porque está últimamente muy eclesial tras la elección del Papa Francisco al que profesa inusitado fervor, pero los consejos – que no reglas- sólo son solo ocho. Con ellos y vuestra imaginación os deseamos, que deis en “los blancos” con vuestro cuarto blanco. Aunque….una última advertencia…

whiterooms

Cuidaos del poder de fascinación del blanco en una foto. Hemos visto verdaderamente pocos cuartos enteramente blancos que sean verdaderamente de quitar el hipo. Salvo que vivas en las Alpujarras o en una casa encalada de baleares o del sur de España, alejate del blanco puro, no da tantas alegrías como inicialmente pudiera parecer…Paredes blancas sí, ¿total white? Uuummmm. ¡No estamos convencidos! ¿Y tú? ¿Has caido en el “lado blanco de la fuerza”?

 

Robert McAlpine, via House & Garden

Robert McAlpine, via House & Garden

  one_king_lane_white_paint_beall

 

 

 

Tags: , , ,

Pantaleón y yo somos como Hugo Chávez: víctimas del imperialismo yanqui.

En nuestro caso del imperialismo audiovisual. Tanta peli, tanta serie de McGyver, tanto ejemplo del “sueño americano”, tanta cenicienta llegando a princesa, tanto tío haciendose palacios con dos pinzas para la ropa y un tubo de pegamento Imedio, y claro, antes o después lo somatizas todo. Pantaleón quiere ser príncipe y yo quiero hacerme casitas con un pincel y tres chinchetas.

Papel pintado a mano De Gournay

Papel pintado a mano De Gournay

Ambos estamos profundamente convencidos de que “yes we can”, y en este (peligrosísimo) convencimiento el mono estudia el libro del Gotha y yo tapizo, empapelo, pinto o hago incursiones en el mundo de la fontanería según se tercie. ¿Con algún conocimiento? Noooooooo. Con unos datos de internet, mis manitas y con dos…bueno, eso.

Hace años mi padre tuvo que venor a rescatarme, a las doce y media de la noche, de una de mis múltiples aventuras domésticas. No os aburriré con detalles, baste decir que cuando llegó las luces parpadeaban y el agua nos llegaba por los tobillos. Ya me advirtió entonces. “Lo tuyo” me dijo “es una combinación letal de dos factores: primero que eres una echada palante y segundo que tienes una caja de herramientas”.  Me confiscó la caja de herramientas y se fue. Pero se olvidó la grapadora industrial, la pistola de silicona, la tiras de velcro extra-fuerte y los botes de pintura… (no preguntéis).

Hace unos días Pantaleón y yo observabamos juntos, bien calladitos y meditabundos, estas fotos del comedor de Paolo Moschino en su nueva casa de campo…

Via House & Garden, marzo 2013

Via House & Garden, marzo 2013

Y empezó el run-run del “yes we can”. En este caso encarnado en una “can” (lata o bote en inglés) de pintura azul. Y mirareis la foto y pensaréis ¡Oh no!. Pero me temo que “¡Oh sí!”. Efectivamente, queríamos pintar esos mismos eucaliptos trepadores en las paredes…

House & Garden

House & Garden

Luego llegó la ola de sensatez y pensamos que, dado que no habíamos pintado una pared en nuestra vida (excluyendo los retoques obsesivos de las paredes de casa, con pincel diminuto, de cada pequeño golpe o desconchado que llevamos a cabo mensualmente) quizás había que buscar un objetivo un poco menos ambicioso. Algo como esto…

Falsos paneles

Esto sí, ¿no? O incluso esto…

Via Lonny Mag

Via Lonny Mag

O esto…

paneles pintados

post paredes

Heidelberg Suites, Michele Bonan

Heidelberg Suites, Michele Bonan

O ya puestos, incluso con el cabecero pìntado incorporado….

faux-molding-57

A falta de boisserie o cabecero… pues te lo pintas. Y a falta de “arte”, pues también lo pintas, porque arte son estos fantásticos redondeles pintados de David Hicks …

post hicks

Todo esto nos parece eminentemente realizable. Definitivamente, we can!. Con una regla, un nivel y un poco de cinta de carrocero (de buena calidad) lo despachas en una tarde. Así que empezamos a aventurarnos un poco más, y en internet, cuna de todas las ciencias, encontramos a una mujer que había hecho esto…

falsa piedra

Que bueno, nos hubiera gustado más con otros colores, pero está logrado, y le lo cuenta, paso a paso, aqui. El sistema de pegar la cinta de carrocero y luego darle bien con el rodillo de forma que lo cubierto por la cinta quede del color del fondo nos pareció una técnica que estaba claramente a nuestra altura…

falsapiedra

Con un poquito más de gracia incluso se puede hacer esto de abajo que nos ha entusiasmado…

Via Veranda, Marzo de 2013

Via Veranda, Marzo de 2013

Hotel Recamier, Paris. Jean Louis Deniot.

Hotel Recamier, Paris. Jean Louis Deniot.

La verdad es que la falsa piedra nos rechifla…

post falsa piedra

post paredes falsa piedra

¡Todo es ponerse!

Pantaleón y yo enseguida vimos que esto de la cinta de carrocero era MUY factible, y empezamos a explorar la posibilidad de ser un poco más “risqués” (palabra Pantaleónica) en los diseños. Por ejemplo:

Pared pintada

 

Paneles

 paredes

pared pintada

¡Chupao! ¿a que sí?.

Dicen nuestras amigas de internet que la clave es que la cinta de carrocero se pegue bien pegadita para que no se cuele la pintura por debajo y que, para asegurarse, mejor dar una capa de barniz incoloro por encima antes de empezar con el color. Alternativamente, si el fondo es blanco, se da una capa, por encima de la cinta, de ese mismo blanco para que si la cinta chupa algo, que chupe del blanco de las líneas y no del color del fondo. Otra de las claves, dicen, que es quitar la cinta antes de que la pintura se haya secado del todo. Aqui tenéis un magnífico “How to” de un blog canadiense

Esto de la cinta también sirve para hacer rayas. Horizontales…

Rayas horizontales

O verticales…

blue-and-white-living-room-with-striped-wall

pared rayas rojas

Que pueden ser del grosor que tu quieras. Dorothy Draper, que tenía las ideas bien claras, decía que el ancho perfecto eran, exactamente, 15 centímetros pero bueno… tampoco hay que tomárselo a la tremenda…cabe pintarlas de grosores distintos e incluso puestas tanto en vertical como en horizontal…

Rayas dos colores

Con las rayas a dos colores parece ser que el truco es: 1) Pintar toda la pared del color más claro. 2) Marcar con lápiz pegando pegando al techo y pegando al rodapie (si las rayas son verticales, si son horizontales verticalmente en cada esquina) el grosor deseado, para evitar tener que medir el grosor de cada raya cada vez que pegas la cinta vertical. 3) Siguiendo las marcas, colocar las cinta de carrocero, teniendo cuidado de colocarla siempre a un lado o al otro de la marca, de modo que las rayas sean del mismo grosor y de ir pegándola bien, bien con el dedo o pasando una espátula. 4) Volver a pintar todo (cinta incluida) del color más claro, para “sellar” la cinta. 5) Pintar las rayas del color oscuro y, antes de que seque del todo, retirar la cinta. Si el fondo está ya (recien) pintado del color claro, puedes omitir el paso 1) pero tendrás que sustutuir el 4) por el barniz incoloro.

Subiendo un grado más, hay ejemplos de verdaderas maravillas hechas con plantillas (stencils) bien comprados o bien caseros (si eres MUY manitas). Hay stencils maravillosos en www.thestencil-library.com en www.cuttingedgestencils.com y en www.hennydonovanmotif.co.uk de donde son estos stencils de “azulejo” para suelo (¡o pared!). stenciled floor

No os fijeis en los colores… el color será el que tú elijas…

A Pantaleón y a mi lo del stencil nos mola mucho, pero nos da un poco de miedo. Le vemos peligros ocultos. Como es una plantilla, es necesario que esté bien pegadita a la pared para evitar fugas y goteos de pintura entre los agujeros. Date cuenta que pintas en vertical y la ley de la gravedad juega en tu contra.

pared pintada con stencil

pared pintada con stencil

post pintado

Los de las webs americanas hablan de un adhesivo en spray reposicionable, que creo debe ser como el pegamento del post-it pero en bote. ¡Yo eso en mi ferretería no lo he visto en la vida!. Y sobre todo, como son plantillas de paneles reposicionables, el acertar bien colocando el siguiente exactamente donde casa con el anterior y así, vez tras vez una pared entera… como que no lo vemos. Por otro lado, nos dan miedito los que son de varios colores. O tienes una idea previa muy clara o acabas como el del azulejo de arriba a la derecha… es todo esto lo que nos impide comprarnos YA esta plantilla para hacerse esta fantástica pared de ikat…

Ikat-wallpaper-pattern-stencil

Existen combinaciones de cinta de carrocero (que ya hemos quedado está totalmente a nuestro alcance) y de stencil (que no) que quizás sean planteables para alguno de vosotros. Hay una chica que, combinando ambas técnicas, ha copiado con éxito el maravilloso papel bambú de China Seas. Aqui el papel de verdad:

China Seas bamboo wallpaper

Y aqui lo pintado por nuestra dotada amiga…

quadrille-china-seas-trellis-background-hand-painted

Impresionante, ¿a qué sí?. El blog de nuestra estrella se llama Gorgeous Shiny Things y aqui os cuenta paso a paso como lograr una pared como la suya teniendo únicamente mucha paciencia y un bote de pintura. Y ¿sabéis qué? Tras leer su explicación nos parece perfectamente factible. ¡Pensadlo!

Pero si esto os impresiona, trasteando por internet encontramos a otro impresionante ser que se hizo una pared de ikat sin stencil ni nada, todito a mano, con nuestra nueva amiga la cinta de carrocero. Primero os voy a enseñar el resultado:

Closet de Ikat

Aqui en detalle…

Closet de ikat2

¡Queda magnífico! Como el ikat es en sí irregular, no importa que los “rombos” sean ligeramente desiguales. Nos lo imaginamos en azul índigo… quizás un poco más grande y con una mancha central en negro… ¡y nos estremecemos de emoción!. Lo mejor: es tirado de hacer. Coges tu cinta de carrocero (¡como no!) y la colocas en rayas verticales con un espacio de 24 cm de una a otra y luego en rayas verticales de 13 cm de ancho (estas son las medidas que da la bloquera) haciendo una cuadrícula. En cada cuadradito va uno de éstos….

masterbed_ikat_closet_3-540x360

Cuando termines, quitas las cintas verticales y mueves las horizontales para “rellenar” los huecos, así…

masterbed_ikat_closet_4-540x360

Y ¡voilá! Tu pared de ikat mallorquín con sólo la cinta y tus dos manitas!. ¿Se puede? ¡Claro que se puede! Yes you can!!! Más detalles en el blog The Merrypad pinchando aqui

Pero si a pesar de todo te entran sudores frios solo de pensarlo y prefieres un proyecto más humilde, aqui van estos que están a la altura de TODOS…

hpojb-wall-stripe-final

Screen-Shot-2012-11-29-at-8_52_50-AMparedesMVujIjUI2a0l

273241902362753368_0uHpxOUf_c 243264817341667603QUgNjlO7c

Y ya puestos… ¡a la porra con la cinta y rienda suelta a tu creatividad! (y a tu mano…)

 

Via Lonny Mag

Via Lonny Mag

 

Pared de grafiti de Kelly Wearstler

Pared de grafiti de Kelly Wearstler

Y para los auténticamente “vagos” (o temerosos) un gran invento, ¡el rodillo con dibujo! Se trata de rodillos grabados que van marcando el dibujo en la pared. Como estos:

PatternRoller

Sirven lo mismo para una pared que para una tela. El de arriba es de “The Painted House” (pincha aqui) pero también tienes unos cuantos en Etsy (www.etsy.com). Eso sí, nos gustaría que hicieran unos con un dibujo geométrico o con motivos un poco más grandes…

¿A que os cosquillean las manitas y ardéis en ganas de salir corriendo al Leroy Merlin más cercano? ¿Noooo? ¿Cómo que no? No quiero tonterías de si yo no puedo, de si yo soy torpe… si sabes colorear sin salirte de la línea sabes hacer esto.

Pero… si de verdad crees que no sabes, siempre puedes pedir auxilio al séptimo de caballería, en la forma de estas dos pedazo de artistas cuyos teléfonos os dejo aquí. Eso sí, ya que vienen, no hagáis el pavo, a ellas ¡pedidles el eucalipto de Paolo Moschino! Ellas sí saben…

Natalia Lafita: Tel 609 146229

Isabel García-Valdecasas: Tel607 997336, [email protected]

De gournay

mural

Mural de Natalia Lafita

Mural de Natalia Lafita

Mural de Isabel García-Valdecasas

Mural de Isabel García-Valdecasas

Tags: , , , ,

COPYRIGHT Muchas de las fotografías utilizadas en este blog han sido encontradas en la web y desconozco su autor. Si crees que alguna de ellas no debe ser publicada o conoces su procedencia ruego me lo indiques, para retirarla o identificar al autor. Si quieres utilizar alguna de mis imágenes puedes hacerlo indicando su procedencia.