2014

You are currently browsing the yearly archive for 2014.

Pantaleón me llama por teléfono al despacho, lo cual es muy inusual, porque sabe perfectamente que tanto él como Abelardo tienen prohibido llamarme en horas de oficina.

 IMG_2546

“Daaaaaarling” me dice con voz melosa “ahora mismo ¿estás terriblemente ocupada?”.

Admito que no lo estoy y llega la segunda parte: “Entonces, ¿podrías acercarte un momentiiiito a la comisaría de Pío XII? Sería sólo un segundo, nada…, lo que tardes en sacarnos a Perico Avilés y a mí del calabozo.”

Albricias. Otra del mono.

Furlow Gatewood, del libro "One man's folly". Muy recomendable. Al ver esta foto me reconcilié con la existencia de peanas y columnas para plantas.

Furlow Gatewood, del libro “One man’s folly”. Muy recomendable. Al ver esta foto me reconcilié con la existencia de peanas y columnas para plantas.

Cuando por fin llego a la comisaría un estresadísimo subcomisario me ruega que, por favor, me los lleve. Así, sin firmar papeles ni nada. “Porque mire usted, lo que empezó con una infracción administrativa, continuó con desacato a la autoridad y siguió con alteración del orden público, y si usted no se lleva a esos dos YA MISMO, primero les doy una leche y luego presento cargos por asociación para delinquir y colaboración con banda armada.”

Contraventanas antiguas recuperadas

Contraventanas antiguas recuperadas

Teniendo en cuenta que son apenas las 10 de la mañana la escalada delictiva de Pantaleón y Perico Avilés es francamente admirable. Tras dar mi pésame al subcomisario me los llevo. De su absurda conversación deduzco que los hechos se han desarrollado como sigue: en 1985 Perico Avilés adquirió, por medio de un coronel americano destinado en la base de Rota, un vehículo anfibio que fue utilizado en el desembarco de Normandía. Perico, a la sazón propietario de una finca en la sierra norte de Sevilla que contaba con pantano y laguna, consideró que el vehículo anfibio era “practiquísimo” para “apatrullar” su finca por tierra y agua. Descartó el hidroavión porque tiene vértigo. Cuando la finca tuvo que ser vendida por un “quítame de aquí esas Madoff” Perico se llevó la lancha anfibia de desembarco a Madrid y comenzó a utilizarla para ir por las mañanas a la oficina. Era, por tanto, una mera cuestión de tiempo.

Vía AD España, foto Pablo Zamora. Barra hecha con tubos reciclados.

Vía AD España, foto Pablo Zamora. Barra hecha con tubos reciclados.

En el día de hoy, a la altura del número 35 del Paseo de la Castellana, el vehículo anfibio tipo oruga (sin matricular) transportaba a Perico y Pantaleón a Embassy cuando un agente de la autoridad les dio el alto. La ausencia de matrícula era un problema, el que el vehículo no hubiera pasado la ITV también, pero que Perico exhibiera su título de PER (Patrón de Embarcación de Recreo) en lugar del carnet de conducir, que le fue retirado por cegato, resultó definitivo. Y ya está. Porque la posterior “conversación” de Perico (desde la torreta del vehículo oruga) y Pantaleón (vestido de tirolés) con el señor agente de movilidad (“de maneras chulescas, darling”) sólo podía acabar como acabó: en delito.

Lázaro Rosa-Violán, via AD España. Mesa hecha con ruedas recicladas.

Lázaro Rosa-Violán, via AD España. Mesa hecha con ruedas recicladas.

Perico no entiende por qué no puede circular por Martinez Campos en su vehículo de asalto anfibio tipo oruga. Tanto él como Pantaleón se lanzan en una ardiente defensa de las “segundas oportunidades”. Lo viejo no hay que tirarlo, dicen, hay que reutilizarlo. Todo y todos tenemos derecho a una “segunda oportunidad”. También el vehículo anfibio. Y las chaquetas de tirolés. Y los muebles. 

Armario hecho con material y puertas antiguas recicladas.

Armario hecho con material y puertas antiguas recicladas.

 En lo de los muebles y material de derribos no puedo estar más de acuerdo. Lo del vehículo anfibio pase, pero quizás no por vías urbanas. Me recuerda a una historia que contaba un viejo abogado portugués sobre la revolución de los claveles. Dice que los tanques paseaban por Lisboa preguntando a los viandantes: “Perdone: ¿para el Ministerio de Defensa?”.

Alacena "Barbara de Braganza" hecha con ventanas antiguas recicladas. Vía www.materialdederribo.com

Alacena “Barbara de Braganza” hecha con ventanas antiguas recicladas. Vía www.materialdederribo.com

Pero tienen razón Perico y Pantaleón que a las cosas hay que darles una segunda oportunidad. Nuestra gurú, Dorothy Draper, ya decía en su libro que no hay mueble, por feo que sea, que no se beneficie de una buena capa de pintura blanca. Y quien dice blanca, dice también de otro color…

Via Pinterest. Mueble antiguo pintado de gris y forrado de papel de la marca Scalamandré.

Via Pinterest. Mueble antiguo pintado de gris y forrado de papel de la marca Scalamandré.

Mueble pintado y empapelado. Si le hubieran cambiado los tiradores mejor aún.

Mueble pintado y empapelado. Vía www.thecraftingchicks.com

Por eso nos chiflan las tiendas de segunda mano y los almacenes de material de derribo. En Madrid hay dos “cuevas de aladino” del mueble abandonado a precio de ganga donde buscar piezas a las que dar una segunda oportunidad. Algunas necesitan imaginación, pintura o un tapicero, pero otras no. En Tu Trato de Clara del Rey (http://www.tutrato.es/claradelrey/, Calle Baeza nº 3, tel 91 5104405, abierto de lunes a sabado de 11 a 2 y de 5 a 8) encontramos esta … ¿fuente? de pájaro que hace que Pantaleón hiperventile de emoción:

IMG_4856 IMG_4855

 En “Ven, ve y vuelve” de Fefa Urquía (http://www.venveyvuelve.com/) yo me hago con unos monos de loza, homenaje a mi fiel amigo, que son clavaditos a los de Mottahedeh (pero a 35€)

Monos de Ven, Ve y Vuelve.

Monos de Ven, Ve y Vuelve.

11111

¿Recordáis estos monos de Mottahedeh del libro “An Invitation to the Garden” de Michael Devine? Os los enseñamos en el post “Shopping en Pijama

 

En Tu Trato- Clara del Rey Pantaleón ficha unas cuantas cosas, a precios de risa, que sólo necesitan un hogar adecuado para volver a florecer…

Mesa de Tu Trato

Mesa de Tu Trato

Mesillas de noche de Tu Trato. ¿A que son fantásticas?

Mesillas de noche de Tu Trato. ¿A que son fantásticas?

Escritorio de "Ven, ve y vuelve"

Escritorio de “Ven, ve y vuelve”

IMG_4842

Tu trato Clara del Rey, La butaca de rejilla pide a gritos ser tapizada en cuero negro y el poster de los loros del fondo es un “must”.

IMG_4852

Butaca “Luis XV” que quiere convertirse en silla de escritorio… En Tu Trato. A esta, si nos dejaran, la pintabamos en laca negra y la tapizabamos en leopardo. ¿Leopardo? Oh yes.

Estos sitios no son para pusilánimes. Son para los amantes de las segundas oportunidades que saben que con un buen restaurador o simplemente con buen gusto y ganas, con esto…

Butaca de Tu Trato

Butaca de Tu Trato

Se puede hacer algo como esto…

a20e1ef7ce514cb69f0b3935cb27e131

O esto…

f8a10afaa1d7a93a3b7da5ee49d8197b

Que una mensula vieja se puede pintar de blanco y colocar en el marco de una puerta para que quede así de bien…

Furlow Gatewood, "One Man's Folly" de Assouline. Muy recomendable.

Furlow Gatewood, “One Man’s Folly” de Assouline. Muy recomendable.

Que de un busto mediocre se saca una lámpara fantástica…

IMG_1327

Que toda butaca de madera oscura a lo “Antiguo Testamento” lleva dentro una versión joven de sí misma, decapada en gris y con una tela alegre…

31c49dfd1fcd864f7031c6ea4a31451b

Que uno nunca tiene suficientes candelabros…

Candelabro de bronce de Tu Trato

Candelabro de bronce de Tu Trato

Ni espejos…

Espejo de tu Trato

Espejo de tu Trato

Ni cachepots…

Cachepots de Ven, Ve y Vuelve.

Cachepots de Ven, Ve y Vuelve.

Ni taburetes…

Taburete de Tu Trato

Taburete de Tu Trato

Y que a veces uno encuentra allí la cómoda olvidada que por 125€ (y esto es una historia cierta) se convierte, tras la restauración, en la pieza codiciada de un anticuario que estima su precio en más de veinte veces eso. Por eso hay que ir a “brujulear” a estos sitios con frecuencia. Porque el stock cambia muchísimo, de semana en semana, y porque los precios bajan. Ambas tiendas funcionan con un sistema de depósito (tú vas y dejas allí la tetera de la abuela) y el precio lo fija el cliente, pero disminuye conforme pase el tiempo sin que se venda. Además tanto Otilia en “Tu Trato” como Fefa en “Ven, ve y vuelve” son dos auténticos encantos y aunque coincida que alguna vez que vayas no encuentres nada, sólo una charla con ellas merece la pena. A parte de la diversión de dar a estas cosas “huerfanas” una segunda oportunidad, un nuevo hogar y, a veces un “upgrade” (vía tapicero, lacador o similar) a una vida mejor.

El hall de casa - tan pequeño que Pantaléon se refiere a él como el "Jolín"- es un homenaje a las segunas oportunidades: lámpara, candelero, grabado y sopera de mercadillo, libro de librería de viejo y espejo hecho con unas contraventanas antiguas recicladas.

El hall de casa – tan pequeño que Pantaléon se refiere a él como el “Jolín”- es un homenaje a las segunas oportunidades: lámpara, candelero, grabado y sopera de mercadillo, libro de librería de viejo y espejo hecho con unas contraventanas antiguas recicladas. La consola es de www.okadirect.com

Lo mismo vale con respecto del material de derribo. Esos parquets que ya no existen…

Vía www.theinspiredroom.com

Vía www.theinspiredroom.com

Esas puertas que ya no se hacen…

Vía Nuevo Estilo

Vía Nuevo Estilo

Ese suelo de marmol antiguo, pulido por el uso…

Maravillosa casa en Madrid de un amigo de Pantaleón. Se la compró al ver este suelo y lo entendemos. ¡Hubieramos hecho lo mismo!

Maravillosa casa en Madrid de un amigo de Pantaleón. Se la compró al ver este suelo y lo entendemos. ¡Hubieramos hecho lo mismo!

Los ves, los quieres y piensa que no pueden ser tuyos porque “venían con la casa”. Pero no es así. Las altas puertas francesas, la chimenea de marmol, el parquet de versalles y las contraventanas de madera pueden ser tuyas. Aunque tu casa no las tenga. ¿Como? En www.materialdederribo.com que es el proyecto de Jose, un médico de Toledo, que tiene montado en Carabaña el almacen de cachivaches de derribo más fascinante del mundo. De ahí vienen estas puertas de la casa de Tristán Domecq publicadas en 2013 en la revista interiores…

interiores 2013 tristan domeq

Y de ahí salen los “suministros” con los que se hizo el divertidísimo bar Galleta…

Bar%20Galleta%20(2) Bar%20Galleta%20(7) Bar%20Galleta%20(6)

O las contraventanas que adornan el exterior del bar Candelita, en la Calle Barquillo…

 la candelita barquillo 13

 Tienen chimeneas de marmol, radiadores de hierro, lavabos antiguos…

Vía AD España. foto de Pablo Zamora.

Vía AD España. foto de Pablo Zamora.

Pero su fuerte es un increible surtido de puertas, ventanas y contraventanas a cual más maravillosa, con las que se puede hacer de todo…

304a8db63764c24918ee9506114cdaa1

Armario hecho con contraventanas antiguas. Via Pinterest, origen desconocido.

1297d415b24b8e7ff53f1158484419ed

Dobles contraventanas. Furlow Gatewood, “One man’s folly”

91254eeb7b5bce63175f92b6e2ecde99

Armario hecho con puerta (¿o ventana?) reciclada.

ad espana montse garriga

Mueble de lavabo hecho con madera recuperada. AD España. Foto de Montse Garriga.

4f798b5886eb00b1b805febeb3c27b82

Armarios de cocina hechos con ventanas recicladas. Vía Pinterest, origen desconocido.

 

Y  de vez en cuando hasta puedes encontrar una bañera antigua de esas que levantan pasiones…

 

Jaime Parladé, vía AD España. ¿Habéis comprado ya su libro publicado por Ediciones el Viso?

Jaime Parladé, vía AD España. ¿Habéis comprado ya su libro publicado por Ediciones el Viso?

Con las contraventanas se pueden hace puertas de armarios, puertas de muebles de cuarto de baño, biombos y por supuesto, usarlas de contraventanas. Con las puertas y ventanas se hacen puertas de armarios, espejos y todo lo que se te ocurra. Las hemos visto hasta de cabeceros de cama…

Elle Decor

Elle Decor

Con las rejas de los balcones hemos visto consolas magníficas e incluso muebles de baño…

4-Decorating-With-French-Architectural-Salvage

Mueble de cuarto de baño hecho con la barandilla de un balcón

Lo bueno de Material de Derribo es que además colaboran con unos carpinteros fantásticos que hacen realidad cualquier cosa que les pidas. Desde la instalación del parquet recuperado, o puertas y ventanas antiguas (tratadas, limpias, desinfectadas y decapadas) hasta la fabricación del mueble que se te ocurra.

Detalle de alacena hecha por los carpinteros de Material de Derribo, también tienen herrajes antiguos e incluso cristales viejos.

Detalle de alacena hecha por los carpinteros de Material de Derribo, también tienen herrajes antiguos e incluso cristales viejos.

El material recuperado siempre tiene un encanto especial que no tiene lo nuevo y mezclado con elementos más modernos resulta absolutamente apasionante. Así que acercaos a estos almacenes de primeras vidas a ver si allí hay algo a lo que dar una segunda oportunidad. Lo bueno es que los precios de los muebles de segunda mano son tan estupendos que te puedes arriesgar a equivocarte. Son oportunidades para experimentar, disfrutar y pasarlo bien…

elizabethan designs

Vía Elizabethan Designs. La idea es buena aunque el pobre mueble debía ser TAN feo desde el inicio, que mucho más no se puede hacer.

075c6df0e780c9c35783bb14dc7a1812

¿Os animaríais?

Mueble pintado a rayas

Mueble pintado a rayas

Con suerte, si os limitáis a mobiliario y material de construcción, vuesrta apuesta por dar a las cosas una nueva vida, no tiene por qué tener consecuencias penales…

Tags: , , , , , , , ,

“Simón fue el primero y, probablemente, el más famoso de todos…

Carolyne Roehm haciendo "foto-estilismo".

Carolyne Roehm haciendo “foto-estilismo”.

Nació a finales del siglo IV en el norte de Siria. Al principio simplemente se buscó un promontorio en el desierto y se obligó a permanecer de pie en él todo el tiempo que podía. Pero luego, como las turbas de peregrinos viajaban al desierto a pedirle consejos y oraciones y esto no le dejaba tiempo para nada, mandó levantar una columna, con una pequeña plataforma en la parte más alta, y se subió a ella. Inicialmente la columna no pasaba de los tres metros de alto. Algo razonable. Pero luego se hizo una segunda de 7 metros y como la gente aún trataba de subirse a ella, ordenó levantar una de 17 metros que sería la definitiva. Y allí, quieto parao, sin bajar, pasó los últimos 36 años de su vida. Había nacido el primer estilita.

Del nuevo catálogo de Navidad de H&M Home.

Del nuevo catálogo de Navidad de H&M Home.

El peculiar modo de vivir de Simón (encima de una columna) impresionó sus contemporáneos y su fama se extendió por toda Europa. Las gentes acudían desde los lugares más recónditos buscando su consejo. Hasta el emperador Theodosio y su mujer Eudocia se pasaron por allí a preguntar a Simon sobre concilios y reformas. Tras treinta y seis años sobre la columna, Simón murió, un viernes 2 de septiembre del 459. Fue el precursor de una larga serie de estilitas, o “ermitaños de columna” (el nombre viene del griego “stylos” que quiere decir columna).

Estilismo del hall de Inés, con reproducción de "columna" moderna...

Estilismo del hall de Inés, con reproducción de “columna” moderna…

Al momento de su muerte, Simón ya contaba con cientos de imitadores. Tener un estilita estaba muy de cotizado y todas las ciudades y aldeas querían el suyo porque resultaban útiles para ahuyentar demonios y mejorar cosechas. Lo más codiciado de todo, era la reliquia de ermitaño. Así que cada vez que se corría la voz de que uno de ellos estaba “medianico” (término navarro que equivale a terminal), las masas se congregaban al pie de la columna a esperar el fatal desenlace y hacerse con el fiambre (o un trozo del mismo) para sumarlo a la colección de reliquias de su localidad. La muerte de Simón, por ejemplo, causó una encarnizadísima disputa entre Antioquía y Constantinopla por su reliquias que relatan con detalles los cronistas.

Casa de la estilista Joanna Laven en Estocolmo

Casa de la estilista Joanna Laven en Estocolmo

Aunque Simón el viejo fue el primero de la estirpe, el más famoso fue quizás su seguidor Simón el joven, quien se subió a una columna en Aleppo y no bajó en 68 años. Él mismo relata que cuando se le cayó el primer diente de leche, ya estaba viviendo en su columna. Tiene hasta hoy el record de vida encolumnada, si bien es cierto que cambió varias veces de columna hasta que dio con la adecuada y que en un momento dado accedió a bajar un rato (el tiempo justo para ser ordenado diácono por el Patriarca de Antioquía y volver a trepar de la misma). Simón el joven fue el más “flashy” de todos los estilitas. Convenció a sus seguidores, que eran más y más entregados que los de Lady Gaga, de que le construyeran un templo alrededor de la columna (la cual tenía una balaustrada de madera de ébano para solventar los problemas de vértigo – tiene bemoles – que sufría Simón, además de un largo tubo para evacuaciones de “desechos corporales”). El templo fue diseñado en piedra por los arquitectos de mayor fama. Piedra de gran calidad, esculpida por los mejores maestros del momento y decorada por los mejores orfebres. Era como hacer huelga de hambre en el Ritz.

Estilismo de Hans Blomquist, uno de los más reputados estilistas de decoración. Trabaja entre otros para Ikea y H&M home.

Estilismo de Hans Blomquist, uno de los más reputados estilistas de decoración. Trabaja entre otros para Ikea y H&M home. Es especialista en mezclar texturas y añadir elementos de la naturaleza (hojas, ramas, piedras, etc.)

La moda no fue pasajera y cien años después, un tercer Simón – esto parece una franquicia – se subió a su pilar en Hegca, cerca de Cilicia. A este se le conoce como Simon III el estilita pero de él se sabe bien poco, salvo que se subió a su pilar y que allí estuvo hasta que, literalmente, lo partió un rayo. Parece que la caída de rayos era un accidente laboral bastante común entre los estilitas. Vivir en la columna más alta del pueblo tiene sus problemas.

Mesa hecha con una tabla sobre dos caballetes. Estilismo de Hans Blomquist.

Mesa hecha con una tabla sobre dos caballetes. Estilismo de Hans Blomquist.

Hans el "estilita" in person en su casa de París.

Hans el “estilita” in person en su casa de París.

En los siglos IV y V los estilitas siguieron estando rabiosamente de moda, y una visita a alguno de ellos, era un plan de tarde habitual entre las damas “bien” de Antioquía. Se realizaron varios intentos para incorporar la moda del estilitismo en Europa, pero no obtuvo allí mucho favor. El intento más serio se llevó a cabo en Alemania pero fracasó, entre otras cosas porque allí las condiciones climáticas no parecen favorecer la vida a la intemperie encaramado a un pilar de 17 metros.

Zara Home

Zara Home

En oriente, sin embargo, donde el clima es más propicio, la moda continúo con furor hasta bien entrado el siglo X, con San Lucas el Joven, quien estuvo varias décadas afincado en un pilar en el monte Olimpo (“Location is everything, daarling!” añade Pantaleón). 

Maisons du Monde

Maisons du Monde

41BZCrGEJgL

Tres botes de cristal noños que se convierten en un interesantísimo centro de mesa. Grandísimo estilismo de “estilita” desconocido.

IMG_2865

Del libro de Hans Blomquist, aquí toda la gracia es el loft del Soho Neoyorquino que encontró Hans para hacer la foto y la rama que apoya contra la pared desconchada.

Existen fuentes que documentan la subsistencia de esta peculiar forma de vida, si bien minoritariamente, en Georgia, hasta finales del siglo XVIII. Es más: el año pasado la CNN publicó un reportaje sobre el padre Maxim Qavtaradz que vive desde hace tres años en la columna Katskhi, un monolito de piedra caliza en mitad de la Cáucaso”

IMG_2861

Blomquist para Ikea, con un piso así los muebles de Ikea parecen de Soane.

“Todo esto me parece maravilloso, Pantaleón” le digo al mono “pero ¿se puede saber por qué me has colocado semejante rollo?”

“¿Acaso no me has preguntado sobre los estilitas?” responde el mono con sorpresa.

“No.” Contesto “estilitas no, ES-TI-LISSS-TAS ¡te he preguntado por los estilistas!!”

“Aaaah. Pues la culpa es tuya Darling, por usar la palabra “estilista” que suena a peluquera de barrio emulando a Ruphert y no a nada sobre lo que yo pueda tener el más mínimo interés”.

Estilismo navideño encontrado en Pinterest

Estilismo navideño encontrado en Pinterest

“Pues te equivocas de medio a medio en no tener interés” le digo irritada al mono “Es verdad que la palabra suena a un señor que te hace las mechas, pero esto del estilista decorativo es un ser fascinante y muy útil”

Carolyne Roehm promocionando los vasos de azul cobalto...

Carolyne Roehm promocionando los vasos de azul cobalto… Dan ganas de salir a comprarlos por docenas.

“¿Util, útil, o útil sólo en comparación con subirse a un palo y pasarse 40 años allí?” dice el mono contestón.  

Util de verdad. Los estilistas, que trabajan codo a codo con los fotógrafos, son los responsables de que los catálogos de productos decorativos funcionen, que cuenten una historia, que cada foto realce el producto y se presente de la mejor forma posible, que resulten apetecibles…

De AD España. Grandes estilistas.

Espectacular portada de AD España por Lorenzo Castillo, con muebles de Duarte Pinto Coelho. Fotografía de Manolo Yllera.

Estas mesas en donde apetece sentarse a comer…

Zara Home, Navidad 2014

Zara Home, Navidad 2014

 

Mi propio estilismo casero...

Mi propio estilismo casero…

 

Carolyne Roehm inspiración Navideña

Carolyne Roehm inspiración Navideña

IMG_1960

Esas camas que están gritándo túmbate a dormir…

Zara Home

Zara Home

 

Estilismo de cama perfecto del catálogo de Zara Home

Estilismo de cama perfecto del catálogo de Zara Home

Los estilistas son importantes: saben donde colocar qué, qué saldrá bien en una foto, cuántos almohadones poner en una cama y cómo dejar caer la colcha para que aparezca mullida y apetecible. Son los que eligen las localizaciones que mejor van al producto y los que organizan esos espacios habitacionales de 35m2 en Ikea, que los ves y quieres abandonar tu casa e irte a vivir de inmediato a ellos a ellos, aunque seas la Duquesa de Alba y vivas en el Palacio de Líria.

 

Catálogo de Ikea

Catálogo de Ikea

Styling-A-Bed_1

Libros forrados con papel blanco, gran truco de estilista para "igualar" una biblioteca...

Libros forrados con papel blanco, gran truco de estilista para “igualar” una biblioteca… Casa de Annabel Astor, dueña de la compañía de muebles por catálogo OKA Direct, vía House & Garden

Hans Blomquist para Ikea, me chifla el ganso volador

Hans Blomquist para Ikea, me chifla el ganso volador

El estilista es quien descubrió, antes que el común de los mortales, que lo que ve el ojo humano es muy distinto de lo que capta una cámara y ha aprendido a mirar desde la cámara.

Zara Home

Zara Home

Lonny Magazine, las gafas distraidamente olvidadas, el amarillo de la vela encendida...

Lonny Magazine, las gafas distraidamente olvidadas, el amarillo de la vela encendida…

Es quien sabe lograr la buena foto, que es la que vende.

Catálogo de Navidad de H&M Home, esperando como agua de mayo que llegue el vasito de falso marmol. Echadle un ojo a la web: mantel de tela imitando a marmol con altas posibilidades decorativas (pero mejor ver in situ)

Catálogo de Navidad de H&M Home, esperando como agua de mayo que llegue el vasito de falso marmol. Echadle un ojo a la web: mantel de tela imitando a marmol con altas posibilidades decorativas (pero mejor ver in situ)

IMG_1108

Flair, NY, vía Lonny.

“¿Y eso a mi qué?” dice el mono “ni que me vendiera por catálogo” 

 

The World of Interiors

The World of Interiors

Es que no es solo eso. En Estados Unidos, en plena crisis del mercado inmobiliario, la  gente que no conseguía alquilar su piso empezó a llamar a estilistas decorativos, para que le añadieran un algo aquí y otro allá y consiguieran buenas fotos que destacaran lo bonito del piso. Vieron que se alquilaban mucho antes. A veces es cambiar cuatro cosas, buscar el enfoque, añadir unas flores, entender la luz.

“¿Y tú por qué sabes todo esto de repente?” me pregunta el mono suspicaz.

“Porque me han regalado un libro de Hans Blomquist que es uno de los estilistas más famosos. Ikea y H&M le adoran, y no sólo porque es sueco, sino porque sus estilismos venden. Al leer el libro me he dado cuenta que yo, en realidad, soy estilista sin saberlo”.

Mesa buffet, verano 2014

Mesa buffet, verano 2014

Mesa bebidas, reciclando la tela-mantel de Ikea que usé para el reportaje de Nuevo Estilo

Mesa bebidas, reciclando la tela-mantel de Ikea que usé para el reportaje de Nuevo Estilo

“Ja!” dice el mono, y lo dice en un tono que encuentro francamente ofensivo.

Mi predilección por “montar mesas” y por hacer “tablescapes” en mis ratos libres (sí, unos juegan al lego y yo hago “tablescapes” ¿qué pasa?)

haciendo tablescapes

por mezclar colores y texturas, por aprovechar lo que tengo cerca y “construir” una imagen con ello, la forma obsesiva de mover un candelabro 2cm a la derecha y 1cm hacia atrás hasta que me quedo contenta, el colocar las latas de Schweppes cerca de la foto de Aldo Sessa porque tienen el mismo color amarillo que el banco de la foto, el hacer “legos” con los libros de la biblioteca, alternando verticales y horizontales y agrupándo cada 3 o 4 por colores (ante la irritación y exasperación extrema de mi marido editor).

IMG_2806

El mover muebles con regularidad y afición, el entrar en casa de alguien y querer reorganizarlo todo… Como en casa de una “clienta” que me pidió una pequeña ayuda para mejorar el salón con poca inversión

Este es el antes...

Este es el antes…

La mesa redonda aún no está "estilisteada"...

La mesa redonda aún no está “estilisteada”… Los sofás son los mismos tras pasar por Fernando, la alfombra de Ikea y las mesas de una tienda online y el cache pot de un mercadillo.

Después, con los dentros "estiliceados"...

Después, con los dentros “estiliceados” con lo que había en distintos sitio de casa de la “clienta”, unas plantas de Ikea y un pequeño grabado de un mercadillo.

Todo esto son síntomas: ¡soy estilista y yo sin saberlo!

Mesa Itzea 2014

Mesa Cuadra Itzea 2014

Detalle de gallito espetón, ertilugios navarros antiguos para colgar la olla en la chimenea, de la colección de Julio Caro Baroja, decorado con hortensias y hojas de arce y con vela colgada de un bote de miel vacío.

Detalle de gallito espetón, ertilugios navarros antiguos para colgar la olla en la chimenea, de la colección de Julio Caro Baroja, decorado con hortensias y hojas de arce y con vela colgada de un bote de miel vacío.

IMG_5462

De hecho, últimamente he estado haciendo de “estilita” en mis ratos libres. Por ejemplo para Carrefour, que tienen una colección de Navidad (¿a que no lo sabíais?) que incluye básicos de mesa a unos precios estupendos. Me pidieron que organizara una mesa de Navidad con su colección de vajillas blanco y plata y esto es el resultado (el video lo podéis ver descargándolo de aqui)

 mesa carrefour de lado

mesa carrefour

En cuanto terminé fuí corriendo a hacerme con los platos de cristal (que son la pera y valen menos que un big mac) y las bolas de plástico que parecen cristal y que son fantásticas (disponibles en todos los hipermercados Carrefour a partir del 7-8 de noviembre) que son las que colgué de la rama seca de lila colocada entre los eucaliptos.

vajilla carrefour

Estos platos con los que usé de fuente poniendola encima de un candelabro caracola… (las bolas son simplemente decorativas, si hubiera tenido un roscón de reyes lo habría puesto)

bandeja carrefour

 

También he estado colaborando con Sesé San Martín, de la escuela de cocina de Telva (www.escueladecocinatelva.com) y con Javier y Juan de la floristería LLorens & Durán (www.llorensyduran.eu) en las fotos promocionales de los cursos que harán esta Navidad que incluyen menú más flores, paso a paso. Esas fotos aún no os las puedo enseñar porque aparecerán pronto en una revista, pero sí os adelanto que esta Navidad se “lleva” el blanco y oro.

Base blanco y oro... es como un lienzo en blanco sobre el que lucirse con un espectacular centro de mesa...

Base blanco y oro… es como un lienzo en blanco sobre el que lucirse con un espectacular centro de mesa…

¿Quien dijo que los candelabros sólo sirven para poner velas? Al mediodía usalos de columna de "estilita" y sube a ellos lo que te apetezca

¿Quien dijo que los candelabros sólo sirven para poner velas? Al mediodía usalos de columna de “estilita” y sube a ellos lo que te apetezca

 

Haciendo pruebas en Ikea. Jarrón de cristal con orquídea artiificial dentro y pantalla de ikea sujeta al borde. Sólo le faltan mis "luces de emergencia"...

Haciendo pruebas en Ikea. Jarrón de cristal con orquídea artiificial dentro y pantalla de ikea sujeta al borde. Sólo le faltan mis “luces de emergencia”…

 

Algunos de los ingredientes usados en las fotos que no puedo enseñar esperando a ser utilizados...

Algunos de los ingredientes usados en las fotos que no puedo enseñar esperando a ser utilizados…

 “¿Así que te han contratado de estilista?” me pregunta el mono.

“No, no me han contratado de nada – bueno los de Carrefour sí, y fue fantástico trabajar con ellos – solo digo que tengo alma de estilista, por mucho que la palabra se las traiga, y que quiero poner mesas, arreglar y ordenar bibliotecas, mejorar casas y seguir moviendo muebles. Pero contratar, lo que se dice contratar, aún de abogada. Bueno, y recientemente en una revista me han ofrecido ser columnista…”

“¿Columnista, daaaaarling?” dice el mono “¡Cómo me alegro! Y qué atrevido por tu parte, con tu vértigo… ¿Ves como finalmente te ha sido inspiradora mi charla sobre Simon el estilita!!!??”

Desespero de explicarle lo que es un columnista y lo poco que tiene que ver con subirse a un pilar. Por el contrario, opto por disfrutar del deleite que me ofrece su confusión y me pongo a visualizar a Paco Umbral despotricando en pelotas desde lo alto de la columna de la plaza de Colón. La imagen me alegra el día.

Tags: , , , , , , , , , , , , ,

postrepera

Aunque no lo parece, ya tenemos el otoño instalado y para hoy os he preparado un menú calentito pero que aún trae algún recuerdo del verde y el buen tiempo, que se va “otoñando” gradualmente… Es un menú para cuatro, para almorzar en petit comité pero algo rico y cuidado, con muchos elementos que se pueden ir haciendo con antelación, que sé que es algo que os gusta.

De primero, Crema de guisantes con jamón

De segundo, Coquelet finas hierbas

De postre, Peras pochadas en vino

CREMA DE GUISANTES CON JAMÓN

sopitappois

La hago sobre todo en otoño-invierno porque uso guisantes congelados y con el frío entra divinamente. Tiene un color verde brillante precioso (a estas alturas ya os habréis dado cuenta de que todos los que andamos por aquí tenemos una pequeña obsesión cromática) y un sabor intenso y fresco a guisantes porque éstos están al fuego el tiempo justo para cocinarse, ni un minuto más. El toque especial lo tiene el caldo, que lo hago a propósito para la sopa, pero por supuesto se puede usar otro que tengáis por casa.

Ingredientes para cuatro personas

Para el caldo

– 1 hueso de jamón serrano, preferentemente de codillo para que tenga carne

– 2 zanahorias, unos 120-150g, peladas y cortadas en 3 ó 4 trozos

– Parte verde de dos puerros, bien limpio

– 1 patata grande, pelada (150g mínimo)

– 5 granos de pimienta negra

– 2 litros de agua fría

– sal al gusto

Para la crema

– La patata del caldo

– 3/4 litro de caldo de jamón

– 500g guisantes congelados

Procedimiento

1.- Primero hay que hacer el caldo, para lo cual se ponen todos los ingredientes menos la sal en una olla a fuego medio y se deja hervir suavemente y con la olla tapada salvo una rendijita durante aproximadamente una hora, quedará poco más de un litro. Cuando se ha terminado de hacer, se añade sal al gusto. Se puede hacer en olla exprés, bastará con veinte minutos o media hora (según la olla) y no habrá que utilizar tanta agua. Puede estar hecho con bastante antelación si se guarda en la nevera o se congela y así, además, se puede desengrasar fácilmente.

cvcdx

2.- Colamos el caldo y se desecha todo menos la patata. Se ponen tres cuartos de litro de caldo a hervir con la patata y en cuanto hierva se añaden los guisantes. Una vez recuperado el hervor, se mantiene un par de minutos o tres, según lo finos que sean, y se retira del fuego. Se tritura muy bien todo, se pasa por el chino y se rectifica la sazón. Se puede aclarar con más caldo, si se quiere, aunque yo suelo reservar la taza que queda para tomarla calentita por la noche.

Notas

1.- Lo de encima es un merengue de jamón porque me hacía ilusión tener una isla flotante psicodélica. No es complicado de hacer: se bate una clara de huevo a punto de nieve con unos 15 gramos de azúcar común, una puntita de sal y otra de cremor tártaro y unas gotas de limón. Se mezcla de forma envolvente con polvo de jamón serrano (se seca en el horno un jamón serrano decente y se pulveriza con un molinillo, un robot o un mortero). Se hornea hasta que esté crujiente y listo.

2.- En vez de con jamón, queda muy rica esta sopa con queso. Para esto, se usa corteza de parmesano en lugar del hueso de jamón al hacer el caldo y se puede servir con unas tejas de parmesano o simplemente con queso rallado.

3.- No me preocupo mucho por lo claro que me quede este caldo porque es para hacer una crema, lo único que sí le quito es el exceso de grasa cuando está frío, que lo suelo hacer con tiempo. Con guisantes frescos habría que añadir un par de minutos de hervor, aunque a mí me da pena usarlos para esto… pero en cambio sí conservo las vainas para hacer el caldo y que tenga más sabor a guisante.

COQUELET FINAS HIERBAS

fuentecoql

Reconozco que esta receta tiene un poquito de dificultad técnica en la preparación, aunque no hay que tenerle miedo porque no deja de ser un pollo al horno. Puede que la primera vez tardéis algo más, pero es una técnica que vale para más aves y que es muy cómoda porque reduce bastante el tiempo de horneado. De hecho, la principal ventaja que le veo a esta receta es su rapidez, se puede tener todo listo desde el día antes a falta sólo de hornear y esto último no llega a la media hora.

Ingredientes para 4 personas

– 2 coquelets

– 15-20 ramitas de “finas hierbas” variadas al gusto. Hoy he puesto solamente perejil y cebollino a partes iguales porque no encontré nada más.

– 25g mantequilla sin sal, sustituíble en todo o en parte por aceite de oliva.

– Sal y pimienta al gusto.

– 1 cebolla (la medida no importa, tanta como queráis para la salsa)

– 50-60ml brandy para desglasar, sustituíble por vino de madeira, oloroso, fino, oporto…

Procedimiento

1.- Preparamos los coquelets: se quita el espolón como ya os enseñé en este post y luego los ponemos boca abajo y con unas buenas tijeras cortamos a ambos lados de la columna vertebral y se retira, ponemos los coquelets boca arriba y se aplasta de modo que queden tan planos como sea posible. Se echan las alitas hacia atrás, para que queden sujetas a los lados detrás de las pechugas y se hace una incisión en la piel a cada lado entre el extremo fino de la pechuga y el contramuslo, de modo que podamos enganchar ahí dentro el final de la patita. Así, nos deben quedar los pollitos abiertos y aplanados pero bien compactos con lo que no cogerán hechuras raras al hornearse y se cocinarán uniformemente.

misecoquelet

2.- Si se va a hacer en ese momento, se precalienta el horno a 200º, arriba y abajo. En un robot o picadora metemos las hierbas limpias (valen los tallos finos) con la mantequilla, sal y pimienta y se pica todo bien hasta que quede una masa verde. Con cuidadito de no romperla, separamos la piel de las pechugas, metiendo los dedos y empujando hasta el final y untamos la carne de las pechugas con la mezcla de mantequilla y hierbas. También se puede poner un poco por las patas aunque esto es más delicado así que si no os veis con seguridad, dejadlo. Debería ser justo para rellenar los dos pollitos pero si sobra algo, se puede untar también por fuera. Se reserva fuera de la nevera.

3.- Picamos la cebolla finita y la salteamos con algo de aceite de oliva en una sartén a fuego vivo, hasta que se tueste ligeramente, unos 7-8 minutos. Se reparte sobre una bandeja de horno, se salpimenta, se colocan encima los pollitos y se mete la bandeja en el centro del horno durante unos 23-25 minutos, gratinándolo luego durante otros 2 ó 3 (ya sabéis que los hornos los carga el diablo, la manera de no equivocarse es medir la temperatura interna del muslo, que debe rondar los 65ºC).

4.- Después del gratinado ponemos el ave a reposar en una tabla unos 10 minutos, que es el tiempo perfecto para hacer una salsita desglasando la bandeja de horno con el brandy y removiendo bien para rascar bien todo lo que se haya pegado al fondo y recoger los jugos que haya soltado el coquelet que, entre la mantequilla y que están abiertos, no son pocos. Servir inmediatamente.

finasherbas

Notas

1.- La cebolla hay que hacerla antes porque no le da tiempo de cocinarse en el horno y quedaría con mal sabor si no se hace.

2.- La salsa tiene mucha mantequilla y es bastante aromática, pero algo grasienta. Si no os gustan las salsas cortadas y no tenéis tiempo suficiente (o ganas) de retirar la mantequilla mi truco favorito consiste en añadirle un chorrito de zumo de limón o de pomelo y batir bien con la batidora de brazo de forma que se emulsione, que con una textura de emulsión no molesta tanto la grasa (pensad en la salsa holandesa).

3.- El coquelet puede estar abierto y con la mantequilla hasta con 1 día de antelación guardado en la nevera pero habrá que sacarlo del frío alrededor de una hora antes de hornearlo. Y ya que estás con un día de antelación, puedes usar los espinazos para hacer un fondo bueno para que haya más salsita ;).

4.- Los acompañamientos de la foto son: las eternas judías verdes, cebollitas perla glaseadas por las buenas y puré de patata con mucha trufa negra.

PERAS POCHADAS EN VINO BLANCO

perapochée

Sé que la versión más famosa es la que usa el vino tinto y realmente son preciosas, pero como la técnica es la misma os las pongo con vino blanco porque es como más las hago, más que nada porque me parece que queda mejor con la vainilla, que es lo que me gusta ponerle en lugar de canela. Pero, además, es más versátil. Os animo a que probéis a hacer esta receta con otras especias, por ejemplo, anís estrellado, cardamomo, azafrán (quedan preciosísimas), pimienta rosa… Por último y antes de ponerme con la receta, aunque es para cuatro y así viene en la lista de ingredientes, he hecho seis peras porque se usa la misma cantidad de líquido y así nos quedan dos peras en la nevera para otro día.

Ingredientes para 4 personas

– 4 peras conferencia, maduras pero firmes

– 500ml de vino blanco (la receta de hoy tiene 350 de chardonnay y 150 de oloroso, que era lo que tenía abierto)

– 160g azúcar común

– Media vaina de vainilla fresca

Procedimiento

1.- Pelar con cuidado las peras dejando el rabito. Con una puntilla bien afilada quitamos la parte de abajo insertándola de forma oblicua al lado de los restos del cáliz y haciendo poco a poco un círculo a su alrededor, de modo que nos salga como un conito de pera, que desechamos. Reservamos las peras peladas en un bol.

2.- Mientras tanto, en un cazo de unos dos litros de capacidad -cuanto más recogido mejor- ponemos el vino con el azúcar y la vainilla a fuego medio-fuerte. En cuanto se haya disuelto el azúcar y parezca que le falta poco para hervir se añaden las peras. Deberían estar todas cubiertas pero si no es así, se añade agua hasta completar. Como tienden a flotar, se tapan con un círculo de papel de horno y se pone la tapa de la cacerola dejando un poco abierta mientras las cocemos a fuego moderado (que tenga un hervor flojito pero mantenido) unos 25 minutos, hasta que estén tiernas, 30 como máximo. Se dejan enfriar en el almíbar.

IMG_0243

Enfriando. Los puntitos negros son las semillas de la vainilla. Como se puede ver, he elegido un cazo de tamaño muy justito, que es importante para no tener que gastar dos litros de vino y medio kilo de azúcar.

3.- Se sacan las peras del almíbar y se vuelve a poner éste al fuego, ahora fuerte, para que reduzca hasta la mitad, aproximadamente (unos diez minutos más o menos). Se deja templar, se retira la vaina y se sirven las peras rociándolas con su almíbar. En la foto están con una galleta de masa sablé normal y corriente y con un poco de mascarpone batido con algo de azúcar glace y más vainilla.

Notas

1.- No le quito las pipas porque no me molestan (ya que dejo el rabo no me importa tener más cosas que no se comen en el plato) y porque ayudan luego a tener una mejor presentación de la fruta entera. Si te estorban mucho, en ese caso recomiendo partir las peras en dos a lo largo y retirarlas con un sacabolas pequeñito, que queda más ordenado. Además, habrá que acortar en unos 8-10 minutos la cocción.

2.- Las peras no siempre se quedan de pie. Un truco para conseguirlo es hacer unos cortes en vertical a lo largo de toda la parte ancha de la fruta, separados unos 3-5mm entre sí. Luego las posaremos sobre el plato agarrándolas del pedúnculo y girando ligeramente la mano como si las quisiéramos enroscar, mientras apretamos un poco hacia abajo. La fruta se abrirá un poco como en abanico y, además de quedar bastante mona, no se caerá (que es lo importante).

3.- El almíbar no es despreciable para ponches calentitos, para pintar alguna tarta de peras, para endulzar yogur… ya os hacéis una idea.

perabote

Mis dos peras de más, guardadas en el almíbar para otro día.

 

Tags: , , , , , , , , ,

“A las ocho de la tarde” dice Pantaleón.

00f32cede99c127aea88841141b99904

“A las ocho de la tarde” repite el mono releyendo sus notas.

IMG_2907

Y una vez más, como el tañer de una campanada: “A las ocho de la tarde …”

IMG_2898¡Por favor! ¡Esto parece la versión pantaleónica del “Llanto a la muerte de Ignacio Sánchez Mejías”! Le pregunto al mono por qué se ha convertido de repente en un reloj de cuco viviente atascado en las ocho.

Cuarto de invitados, casa de Oscar de la Renta en Nueva York.

Cuarto de invitados, casa de Oscar de la Renta en Nueva York.

Resulta que mi pobre mono quiere escribir un homenaje a Oscar de la Renta y una reseña sobre la exposición de Givenchy al mismo tiempo, pero se me ha atascado en la hora que une ambos eventos: “A las ocho de la tarde…”.

Oscar y Annette de la Renta en su casa de Connecticut

Oscar y Annette de la Renta en su casa de Connecticut

El mono me mira suplicante: “Ayúdame a empezar” implora.

El pasado lunes, prácticamente a la misma hora (las ocho de la tarde), mientras en Madrid se inauguraba la exposición retrospectiva de Hubert de Givenchy, en Kent, Connecticut, moría Oscar de la Renta.

Voilá.

Town and Country 1974, antigua casa de Oscar de la Renta y Françoise de Langlade en La Romana, República Dominicana. 40 años después la decoración sigue estando de moda...

Town and Country 1974, antigua casa de Oscar de la Renta y Françoise de Langlade en La Romana, República Dominicana. 40 años después la decoración sigue estando de moda…

Y Oscar y Hubert tienen más cosas en común que la obviedad de una profesión compartida. El americano (“porque República Dominicana es América” explica el mono) cruzó el charco para triunfar en Europa. El francés, inició su amistad con Balenciaga, clave de su éxito, en Estados Unidos. Ambos trabajaron en París al mismo tiempo: Oscar para Lanvin y Hubert para Elsa Schiaparelli, ninguno tuvo hijos (aunque Oscar adoptó uno, un bebé abandonado en República Dominicana, que se llama Moises), ambos son famosos anfitriones.Pero fuera de estas pequeñas banalidades, sin conocerles pero tras leer sobre ambos, parece que tienen otra cosa más importante en común: ambos son buenas personas.

Casa de Oscar de la Renta en Punta Cana construida en piedra de coral. Es la que sustituyó a la casa de La Romana de la foto anterior.

Casa de Oscar de la Renta en Punta Cana construida en piedra de coral. Es la que sustituyó a la casa de La Romana de la foto anterior.

“Y esto no es algo banal” me dice Pantaleón “no hay que restar importancia a la bondad, porque es la más genuina forma de belleza” pontifica el mono. Es cierto. Ya decía Unamuno que “la bondad es la belleza en acción”. Y para dos grandes buscadores de lo bello, la bondad del corazón tiene que ser algo importante.

Hotel d'Orrosier, la casa de Givenchy en Rue de Grenelle, París.

Hotel d’Orrouer, la casa de Givenchy en Rue de Grenelle, París.

Hotel d'Orrouer detalle. Del libro "VIsite Privée"

Hotel d’Orrouer detalle. Del libro “VIsite Privée”

Dos hombres buenos en busca de la belleza, tanto en la moda como a su alrededor. Ambos buscaban embellecer a las mujeres que vestían…

Traje de Oscar de la Renta

Traje de Oscar de la Renta

Oscar dijo en una entrevista que “Moda no es lo que desfila en las pasarelas, moda es lo que ves en la calle” y Hubert se queja de extravagancias en desfiles que luego no se trasladan a la calle, que pasan y mueren porque no están fundamentados en el buen gusto, el buen corte, el volumen que favorece.

Modelo de Givenchy en la terraza del Hotel d'Orrouer

Modelo de Givenchy en la terraza del Hotel d’Orrouer

Ambos vivían rodeados de cosas maravillosas. Oscar tenía tres casas: una Nueva York, otra en el campo (Connecticut) y otra cerca del mar (Punta Cana).

Escritorio de Annette en la casa de Connecticut

Escritorio de Annette en la casa de Connecticut

El espectacular salón de la casa de Punta Cana. De esta habitación me gusta absolutamente todo.

El espectacular salón de la casa de Punta Cana. De esta habitación me gusta absolutamente todo.

IMG_2871

Casa de Oscar de la Renta en Nueva York

Casa de Oscar de la Renta en Conecticut

Hubert tiene también una en París, otra en el campo (Chateau Le Jonchet) y otra cerca del mar (Clos Fiorentina).

169cae706ee19415bdf8a543da9ec7a9

Château Le Jonchet

Château Le Jonchet

Dormitorio de Givenchy en Clos Fiorentina, su villa en Cap Ferrat

Dormitorio de Givenchy en Clos Fiorentina, su villa en Cap Ferrat

healthy-home-master-bedroom-hubert-de-givenchy

Clos Fiorentina, la casa de Givenchy en Cap Ferrat

Clos Fiorentina, fantásticas las fundas de las sillas. Dan ganas de hacerse un logo solo para copiar esto.

Ni el mono ni yo sabemos lo suficiente de alta costura como para hablar con sensatez del tema. Sabemos que nos gustan las piezas espectacularmente cortadas de Givenchy, sus chaquetas de hechura perfecta y las telas que elige. De Oscar nos gustan las faldas balenciaguescas de sus trajes de noche, las telas tiesas perfectamente domadas y su uso del color. Este asunto, sin embargo, se lo dejamos a un colaborador estrella con el que podremos contar pronto que podrá hablarnos de todo esto con autoridad.

Givenchy 1957

Givenchy 1957

Audrey Hepburn en Givenchy, en la pelicula Sabrina.

Audrey Hepburn en Givenchy, en la pelicula Sabrina.

Oscar de la Renta

Oscar de la Renta

El destino cruzó a Oscar y Hubert unas cuantas veces. Hubert comenzó a trabajar en el taller de Elsa Schiaparelli con Françoise de Langlade, la que luego se casaría con Oscar…

Oscar de la Renta con su primera mujer, Françoise de Langlade. Los que la conocieron dicen que tenía un gusto exquisito y una gran clase. Su prematura muerte, de un cancer, dejó desolado al modisto.

Oscar de la Renta con su primera mujer, Françoise de Langlade. Los que la conocieron dicen que tenía un gusto exquisito y una gran clase. Su prematura muerte, de un cancer, dejó desolado al modisto.

Los dos conocieron a Audrey…

Oscar de la Renta con Audrey Hepburn en 1968

Oscar de la Renta con Audrey Hepburn en 1968

Pero el amigo del alma de ésta siempre fué Hubert.

23b98157ffc48a9cd9c1d96c8459d818

Famosa foto de Givenchy y Audrey Hepburn paseando por París.

Le Jonquet. Silla de rodaje de Audrey Hepburn.

Le Jonquet. Silla de rodaje de Audrey Hepburn.

Más cosas les unen: ambos vistieron a nuestro último cisne.. (ver “Fulco, Truman, los Cisnes y mis disculpas“)

Oscar y Anette de la Renta con Gianni y Marella Agnelli

Oscar y Anette de la Renta con Gianni y Marella Agnelli

Ambos profesaban admiración y afecto por Cristobal Balenciaga. Oscar empezó su carrera en Madrid trabajando para él y Hubert lo tuvo de maestro, mentor y amigo. Hasta tal punto que cuando cerró su maison envió a sus clientas a vestirse a Givenchy. Así llevó, de la mano, al taller de Givenchy a nuestra ya querida Bunny Mellon.

Hubert de Givenchy con Bunny Mellon. ésta última vestida de Givenchy.

Hubert de Givenchy con Bunny Mellon. ésta última vestida de Givenchy.

Bunny devino fiel clienta y gran amiga de Hubert de Givenchy, hasta el punto que le diseñó su rosaleda en Le Jonquet. Ella tiene allí su propio cuarto y cuarto de baño, ambos en sus colores favoritos: azul y blanco.

El cuarto de baño del dormitorio de Bunny Mellon en Le Jonquet

El cuarto de baño del dormitorio de Bunny Mellon en Le Jonquet

No sé si fue Bunny quien convenció a Hubert de que se hiciera con unas mesas de hierro de Giacometti o al revés, pero las mesas de Clos Fiorentina son similares a las que tenía Bunny en Oak Springs (algunas de ellas parte de la subasta de Sotheby’s)

Mesa y taburetes de Giacometti

Mesa y taburetes de Giacometti

img0111-600x839

Más Giacometti en casa Givenchy

Más Giacometti en casa Givenchy. ¿Misma mesa distinta ubicación? ¿Tiene Hubert la enfermedad de “mover muebles” que padecemos el mono y yo?

El mono me informa que una mesa de hierro de Giacometti se vendió en abril del año pasado por 1,7 millones de dólares en Doyle, Nueva York. Así que la mesa de centro de Hubert vale más que mi casa.

“Mais oui! Su contenido es mejor que tu continente” afirma el mono.

Cuarto de invitados, Le Jonchet

Cuarto de invitados, Le Jonchet

No sé cual de todas sus casas prefería Oscar. Cuando le preguntaron donde, entre todas ellas, consideraba que estaba su hogar contestó: “Mi hogar está donde esté Annette”.

“Admirable y romántica contestación” dice el mono “pero con o sin Anette la mejor es, de lejos, la de Punta Cana”.

IMG_2873

Oscar de la Renta, escalera de su casa de Punta Cana con corales y esponjas marinas sobre ménsulas blancas.

IMG_2872

La casa de punta cana. Esas paredes de piedra de coral son una maravilla.

IMG_2875

Interior de la capilla de la casa de Punta Cana. Tanto Annette (de origen europeo) como Oscar, son católicos.

IMG_2876

Entrada de la casa de Punta Cana. Desde la puerta de entrada se ve el mar. La casa puede atravesarse directamente por debajo para llegar al lado que da al Caribe o se puede subir por la escalera al salón de las fotos anteriores.

Cuarto de Invitados de la casa de Punta Cana

Cuarto de Invitados de la casa de Punta Cana

El porche

El porche

IMG_2884

La capilla desde el exterior

IMG_2882

Vista desde la casa. Vía AD

Los muebles de mimbre que Oscar usa en su porche y en la biblioteca de Punta Cana son similares a los que elige Hubert para Clos Fiorentina…

Clos Fiorentina, la caseta de la piscina.

Clos Fiorentina, la caseta de la piscina.

IMG_2922

Vista desde la terraza en Clos Fiorentina

Vista desde la terraza en Clos Fiorentina

IMG_2919

Hubert es claramente un apasionado de la decoración porque sus casas son espectaculares.

Cuarto de Philippe Venet, compañero de Givenchy, en Le Jonquet. Tela "Arbol de la vida" de Braquenie.

Cuarto de Philippe Venet, compañero de Givenchy, en Le Jonquet. Tela “Arbol de la vida” de Braquenie.

Oscar no sólo lo es sino que inauguró hace unos años “Oscar de la Renta Home” con algo de manteles, un poco de vajilla y unos bibelots. Como elige bien el primer director de Oscar de la Renta Home fue Miles Redd (ver “Miles ¿cómo has podido hacernos esto?”) y la de ahora es la fantástica Carolina Irving.

1dd8d4fa842faabac475675a4704038a

De ella esperamos grandes cosas, pero por ahora tenemos que confesar que no tienen nada especialmente emocionante, la verdad (quitando un escarabajo dorado que no está mal pero que tampoco es como para tirar cohetes).¡Ojalá editaran el mantel de esta mesa de Oscar que tantísimo nos gusta!

IMG_2890

Mesa de 1971, así que el mérito es de la fantástica Françoise, de quien Carolyne Roehn dice haber aprendido todo refinamiento. Vistas las mesas de la alumna, la maestra debió de ser excepcional.

Hubert de Givenchy también tiene fama de gran anfitrión.

IMG_2905

Maravillosas las macetas colocadas directamente sobre el impecable mantel blanco. Del libro “Visite Privée”.

Givenchy, Clos Fiorentina

Givenchy, Clos Fiorentina

Comedor en el Hotel d'Orrouer, del libro "L'style Givenchy"

Comedor en el Hotel d’Orrouer, del libro “L’style Givenchy”. Más macetas de terracota sobre el mantel. Claramente son marca de la casa y nos entusiasma.

Y ambos son grandes señores. “Couturiers” de otra época, de la época dorada donde las clientas estaban a la altura de tan grandes señores. Antes de la época de las Kardashian, la comida rápida y la ordinariez. Cuando la discreción y la sencillez – y no la extravagancia y el exhibicionismo – eran el camino a la elegancia. Ahora Oscar ya no está.

Pocos saben que Oscar fundó y financió durante toda su vida un orfanato en La Romana, donde adoptó, siendo un bebé de 24 horas a su hijo Moisés.

Pocos saben que Oscar fundó y financió durante toda su vida un orfanato en La Romana, donde adoptó, siendo un bebé de 24 horas a su hijo Moisés.

Oscar y Moises de la Renta.

Oscar y Moises de la Renta. Moises dice de Annette, la mujer de su padre, quien lo adoptó también tras casarse con Oscar, que es “la mujer más buena que conozco”. Al mono y a mi nos chiflan las familias que se quieren y que además lo dicen.

Así que Hubert de Givenchy se queda sólo. El último mohicano. El último de los grandes. Coleccionista de arte, entendido en antigüedades, amante de lo bello, buen amigo de sus amigos, excelente anfitrión y fiel compañero.

IMG_2911

Lo que queda del Paris de Dior, Saint-Laurent, Chanel y Schiaparelli ya es sólo él. El conde que aprendió a cortar telas, que vistió a princesas y bailó en sus salones. El último gatopardo.

Tags: , , , , , , , , , , , , ,

« Older entries § Newer entries »

COPYRIGHT Muchas de las fotografías utilizadas en este blog han sido encontradas en la web y desconozco su autor. Si crees que alguna de ellas no debe ser publicada o conoces su procedencia ruego me lo indiques, para retirarla o identificar al autor. Si quieres utilizar alguna de mis imágenes puedes hacerlo indicando su procedencia.