September 2013

You are currently browsing the monthly archive for September 2013.

Esto se publica y ya es otoño pero en muchos sitios seguimos con l’êté indien, con el veranillo de San Miguel o con su variante local, así que vamos a hacer un último menú frío. Aparte, reconozco haberlo hecho porque tenía un bonito muy bueno que no quería guardar más tiempo y que tenía muchas ganas de comer en crudo. Resulta que me ha salido un pretendiente que es pescador y bastante avispado que me regaló un bonito francamente bueno; digo que es avispado porque me hace la corte dándome comida (ha prometido perdices para octubre o noviembre ¡a ver si es verdad!) y a la vez aprovecha para que le dé de comer así que le hice su marmitako… pero a mí el pescado como me gusta es en crudo y me he desquitado con el tartare que os pongo hoy.

El menú creo que tiene poco trabajo y, quitando el postre, no hay ni que encender un fuego en la cocina… de hecho, confieso que he estado muy tentada de poner de postre melón (ahora está buenísimo) pero como el primero y el segundo eran taaan tontos me ha dado vergüenza.Y os preguntaréis ¿qué vamos a comer hoy?

De primero, Crema de aguacate

De segundo, Tartare de bonito

De postre, Tarta de melocotón y almendra

CREMA DE AGUACATE

sopa avocatNo hay receta más tonta que ésta, sólo hay que triturar. De verdad, no hay ni que pasar por el chino porque como el único sólido que tiene es el aguacate y éste tiene una textura tan cremosa, no hay más que triturarlo bien. Por otro lado, si tenéis la precaución de hacerla rápido (basta con tener todos los ingredientes preparados para que el aguacate esté expuesto el mínimo tiempo posible) y guardarla bien como explico abajo os aguantará con el color bonito más de un día entero sin pardear. Si no me creéis, fijaos en las dos fotos de la sopa servida porque están tomadas con algo más de 24h de diferencia.

Ingredientes para 1’3 litros

– 250g carne de aguacate (uno grande o dos pequeños, no es grave si sobra pero mejor que no falte)

– 25-30ml zumo de limón recién exprimido

– 60g yogur griego o, para una versión más light, yogur natural sin endulzar

– 750ml caldo frío de pollo o verduras, de preferencia claro

– Sal y pimienta negra recién molida al gusto

Procedimiento

Sacamos la carne del aguacate y la ponemos en trozos en el vaso de la batidora, rociamos rápidamente con el zumo de limón y con el yogur, removiendo para que lo envuelvan bien (así evitamos que ennegrezca). Se añade el caldo y se tritura hasta que esté bien fino, lo cual tardará más o menos en función de la potencia de vuestra batidora. Se rectifica la sazón y se guarda en frío en un recipiente de plástico o cristal (nunca aluminio o similar porque reacciona y ennegrece) bien tapado. Si lo vais a querer guardar más de dos horas recomiendo taparlo, además de con la tapa del recipiente en cuestión si la tuviera, con papel film pegado a la superficie de la sopa -igual que las natillas- para que no le dé ni gota de aire. Servir helada.

Notas

1.- Seguro que todo el mundo sabe abrir un aguacate, quitar el hueso clavándole un cuchillo y conoce el truco de sacar la carne con una cuchara sopera. Aunque justo para la sopa da igual, os voy a dar un truco distinto para pelar el aguacate y que quede más bonito, que para servirlo entero me gusta más que tenga aspecto natural, sin marcas de cuchara ni cuchillo. Por si alguien no lo sabe, cuando un aguacate está en su punto se pela de manera extraordinariamente fácil tirando de la piel como si fuese una mandarina (truco aprendido en México, donde saben un rato largo de aguacates). No hay más que proceder como se ve en la foto y, eso sí, hay que tener cuidado de no clavarle las uñas.

pelar2.- Para terminar esta crema hay montones de opciones que me gustan: unas gotas de aceite de cilantro (receta en el menú Thai); huevas de salmón (para días elegantes); con guarnición como si fuera gazpacho, pero poniendo ingredientes típicos de guacamole: jalapeño, cebolleta, tomate…

3.- No esperéis un verde intenso, es de un tono más bien suave por el caldo y el yogur, aunque varía en función del tipo de aguacate que se use.

Foto tomada más de 24h después de hecha la sopa.

4.- En la foto de arriba os doy otra sugerencia de presentación: es en vaso para que se noten las capas de color pero no tiene por qué ser en copa de Martini. La capa de abajo es un salmorejo de tomates asados (interpretación muy versionada del gazpacho de tomates asados de JM Arzak) pero valdría cualquier sopa fría que vaya a contrastar de color. Para hacerlo, sólo hay que tener dos precauciones en mente: primera, que la capa de abajo tenga una densidad claramente superior a la de arriba y, segunda, servir la capa de arriba despacito y empezando siempre por los bordes de la copa para que quede lo más ordenada posible. De esta manera, basta con hacer sólo una receta y tenemos sopa para muchísima gente.

TARTARE DE BONITO

   No tengo que decir que para comer el pescado en crudo debe ser de una calidad excelente; aparte, se recomienda que se congele para acabar con el anisakis, no comment. En cuanto al aliño que uso -me extenderé un poco más en las notas- encuentro que vale para cualquier pescado azul, de hecho lo tomo bastante más a menudo de salmón porque es más fácil de encontrar así que no tengáis empacho en sustituír el bonito por salmón o atún, por ejemplo. Doy cantidades para uno porque lo suelo hacer sólo para mí y es como la tengo apuntada, no hay más que multiplicar por el número de comensales aunque recomiendo que no se haga para más de cuatro a menos que queráis estar en la cocina durante la comida porque se tiene que tomar inmediatamente y picar a cuchillo un kilo de bonito…

Ingredientes para uno

– 175gr bonito (sólo carne blanca, sin piel ni espinas ni carne negra, al comprar pide 250g)

– 5ml aceite de oliva suave

– 10g chalota en brunoise (una pequeña, como me quedé sin pila en la balanza calculé por volumen, ver foto)

– 5ml salsa de soja clara

– 4 gotas de salsa Perrins

– ralladura de 1/4 limón muy fina (poco menos de 1 gramo)

– sal y pimienta negra recién molida al gusto

– para terminar plato: brotes de rábano y 1 rabanito en rodajas bien finas

Procedimiento

1.- Con un cuchillo de hoja lisa muy bien afilado pica el bonito en cubos pequeños, de unos 3mm de lado. La forma más fácil de hacer esto es cortar lonchas de 3mm, partirlas a continuación en tiras y estas tiras en cuadritos. A lo mejor parece un tamaño un poco grande para un tartare. Desde luego que nunca lo haría así con un solomillo, pero con el pescado me parece un tamaño ideal para apreciar la textura y no tener sensación de paté en la boca. Pasarlo a un bol frío (si puede estar encima de otro bol lleno de hielo sería ideal) y rociar inmediatamente con el aceite, removiendo con cuidado para que se bañe todo y así evitar la oxidación.

2.- Añadir la chalota picada, la salsa de soja (uso baja en sodio), la salsa perrins y la cáscara de limón al bol con el bonito y mezclar bien con las manos o con una cuchara de palo/espátula de plástico, procurando no aplastar el pescado. Probar y añadir sal (yo poca) y pimienta negra recién molida (yo mucha) al gusto.

Es el equivalente a una cuchara sopera bien colmada.

3.- Servir inmediatamente sobre una cama de brotes de rábano con láminas de rabanito picante alrededor y tostadas.

Notas

1.- El aliño lo tengo bastante ajustado de cantidades a mi gusto pero es fácil de rectificar la sazón al de cada cual. No soy partidaria de ponerle zumo de limón porque “cocina” el pescado y le cambian la textura y el color, sin embargo, sí que me gusta el toque cítrico y de ahí la ralladura de limón muy fina. Si queréis añadirle algo de acidez recomiendo que el vinagre o el zumo de limón (nada despreciable el yuzu, si encontráis) lo pongáis por encima y con el plato ya servido.

2.- Termino el plato con rábano en láminas y brotes de rábano porque encuentro que no sólo la textura crujiente se gradece, sino que complementan el sabor del bonito crudo (léase atún o salmón también) maravillosamente. Los brotes tienen un sabor muy parecido al wasabi fresco, que no en vano es un rábano, y pican un poquito. Se encuentran en el supermercado del Corte Inglés sin problema y ocasionalmente los he visto en Hipercor. Si tenéis un frutero de confianza seguro que os lo puede conseguir.

3.- Para que el plato sea más completo convendrá acompañarlo de una ensalada (o patatas pont neuf para los más hambrientos). Si no hubiera puesto la crema de primero, aquí habría caído una ensalada de aguacate casi seguro.

TARTA DE MELOCOTÓN Y ALMENDRA

tartalmendrapecheMe parece que os vais a aburrir de tartas conmigo, pero en cualquier caso ya sabéis que en el mercado hay unos melones buenísimos en este momento.

Esta tarta me gusta hacerla sobre base de hojaldre, que lo vamos a usar (des)congelado. Por lo general no soy partidaria del hojaldre comprado pero realmente se ahorra mucho trabajo y no tenemos temperaturas para ponernos a hacerlo. Sólo os pido que compréis uno medio bueno. Encuentro que no está mal el de Buittoni porque tiene mantequilla de verdad entre sus ingredientes. También recomendable el hojaldre Bio de Carrefour, marca propia. Me han dicho, aunque no lo he comprobado personalmente, que el hojaldre refrigerado de Lidl es bueno… cada cual que use el que le guste. La receta es para un molde de 24cms, que da para unas 8 personas, aunque también se pueden hacer tarteletas individuales. Sé que la moda ahora es poner los platos servidos y los postres individuales pero a mí me sigue gustando más y me parece más lucido la fuente con el postre grande, para servir. Dicho lo cual, lo que de verdad hay que hacer es lo que nos convenga en cada momento.

Ingredientes para un molde de 24cms

– 250g de hojaldre en una plancha (si el hojaldre es comprado, simplemente verifica que valga para tu molde, rondará ese peso)

– 100g mantequilla a temperatura ambiente, 80 por un lado y 20 por otro

– 90g azúcar blanco granulado, 75 por un lado y 15 por otro

– Pizca de sal fina al gusto

– 2 huevos M (100-110g, no más)

– 100g harina de almendras

– 500g melocotón o nectarina (peso sin hueso)

Procedimiento

1.- Precalienta el horno a 180ºC. Forramos nuestro molde con la lámina de hojaldre, pinchando todo el fondo con un tenedor y lo dejamos en la nevera mientras preparamos la crema de almendras y la fruta.

2.- Para la crema, ponemos en un bol 80g de mantequilla con 75g de azúcar y la sal y empezamos a batir con unas varillas (muuuucho mejor si son eléctricas) a velocidad media, subiendo gradualmente hasta que se obtenga una crema blanquecina y esponjosa. Alcanzado este punto, se añade el primer huevo y se vuelve a batir a velocidad media, en cuanto esté integrado en la masa se añade el segundo huevo. Cuando ya no se vean trazas de huevo, se añade poco a poco la harina de almendras y se mezcla a velocidad baja. Aunque no es lo más ortodoxo, se puede hacer con un robot de cocina. Se reparte la crema encima del hojaldre y se vuelve a guardar en frío hasta que esté la fruta.

Esta pinta tiene la mantequilla cuando está lista para los huevos

3.- Si se usan melocotones habrá que pelarlos, aunque no hace falta escaldarlos porque los vamos a partir en láminas, así que nos ahorraremos ese paso (es probable que Odette me esté frunciendo el ceño desde el cielo). En el caso de las nectarinas, mucho más fáciles de manipular, yo les dejo la piel porque me gusta, pero cada cual como prefiera. Partimos la fruta en dos a lo largo y retiramos el hueso. A continuación, apoyando la parte plana sobre una tabla, la cortaremos en rodajas de unos 2-3mm transversalmente, es decir, desde el pedúnculo hacia abajo. Repartimos las láminas por encima de la crema de almendras procurando que nos quede un dibujo más o menos ordenado, más que nada para que se cocine homogéneamente porque luego el diseño no se verá. Ponemos por encima el resto de la mantequilla en trocitos y espolvoreamos con el resto del azúcar antes de meter en la zona central del horno caliente media hora.

tarte

Antes de hornear. Luego no quedará un borde tan alto.

4.- Pasada media hora, la tarta se habrá hinchado un poco (por los huevos que lleva la crema) y además la crema de almendra habrá cubierto la mayoría de la fruta; al sacar la tarta del horno bajará el volumen pero la fruta se mantendrá tapada. Se puede servir dentro del molde, si es de loza o cristal. Si usas uno desmoldable recomiendo dejarla reposar 5 minutos dentro del molde sobre una rejilla antes de desmoldar. Servir templada o a temperatura ambiente y si es con helado de vainilla, mejor que mejor.

Notas

– La crema de almendras es congelable, para usar la crema congelada habrá que dejarla descongelar 24h en la nevera y batirla ligeramente antes de usar, para que esté esponjosa. Además, es la base para hacer la frangipane, que es otro relleno de tarta buenísimo y un clásico. Lo único que hay que hacer es mezclar la crema de almendras con la mitad de su peso en crema pastelera.

– Versión exprés para no trabajar apenas: sáltate la crema de almendras y no uses molde. Pincha el hojaldre dejando un borde de medio centímetro intacto y reparte la fruta dentro de este perímetro. Pon la mantequilla y el azúcar encima del melocotón y pinta el borde del hojaldre con huevo batido para que quede brillante. Quedará como una galette extrafina.

– Versión no tan exprés pero más ligera: prescinde del hojaldre y usa un molde de cerámica de un diámetro algo menor (20-22cms). Hornea sólo 25 minutos y tendrás un postre parecido al clafouti pero más rico. Dará como máximo para 6 personas.

Tags: , , , , , , , , , , ,

Hace unos años un genio del marketing se inventó aquello de los “must” de Cartier. “Must” de “must have”, o sea, “hay que tener”. En el caso de una joyería como Cartier, con los precios de los que hablamos, eso de que “hay que tener” y encima que los “hay que tener” sean varios, ciertamente tiene bemoles.

Vía Remodelista (www.remodelista.com)

Vía Remodelista (www.remodelista.com)

Yo vengo de una cultura distinta, en la que mi madre, para no comprarte algo, te decía que “no hay necesidad” (la brillante campaña de Cartier parece que no hizo mucha mella en ella). Y hombre, necesidad, necesidad, lo que se dice necesidad, sólo de respirar… (no, comer, en mi caso, no. En la época de la que hablamos mis reservas corporales me hubieran permitido salir airosa de todo un invierno nuclear…).

Pero a pesar de la contrarrevolución cultural liderada por mi madre (y – sospecho – otras de su especie) eso de los “must” se quedó en nuestra consumista cultura “pa siempre”. Ahora ya el tema es simplemente identificarlos. De la oferta que se nos presenta en ropa, en cosmética, en decoración… ¿cúales son los “musts” y cuáles los “cómo-has-podido-comprarte-eso”?

“Fácil” me dice Pantaleón pasando las páginas de una revista “sólo hace falta observar”.

Y en nuestra labor de observadores, observamos que son un “must” en la decoración low-cost, la Stockholm Rand y la Lappjung Ruta. Ahí va eso. ¿No os dice nada, verdad? Pues esto es la Stockholm Rand

ikea rug5

Y esto la Lappjung Ruta

Pantaleon y las decoradoras Ahora sí, ¿a qué sí? (por cierto ¿reconocéis en la foto de arriba las lámparas de Antonio Ortiz de las que os hablamos en el post La rentrée?)

La alfombra Estocolmo es ya todo un clásico de la decoración. Mide 170 x 240, vale 139€ y va bien con todo. Es prima hermana de una alfombra similar, sólo que más grande, que vende nuestra alfombrera fetiche Madeline Weinrib y sin la que no parece poder vivir Nate Berkus (¿recordáis a Nate del post “Antonio mea culpa“? Es el genial camuflador de ventanas…)

Apartamento de Nate Berkus en Chicago, vía Architectural Digest USA

Apartamento de Nate Berkus en Chicago, vía Architectural Digest USA

 

Nate Berkus, Via Architectural Digest USA

Nate Berkus, Via Architectural Digest USA

Lo de arriba son fotos del actual apartamento de Nate, pero es que la alfombra se la trajo con él ya desde el anterior…  alfombra ikea nate alfombra ikea nate2

ED0908_BERKUS11_092 alfombra ikea nate detalle

La versión de Madeleine que usa Nate es más grande y posiblemente de mejor calidad, pero a 2000 euros la pieza, la de IKEA gana por goleada (Pantaleón, que sigue con la calculadora en mano desde el tema de la proporción aurea me dice que una de Madeleine da para catorce de IKEA…).

 

Versión de Ikea. Lo de los lados son dos librerías billy, también de Ikea, con puertas.

Versión de Ikea. Lo de los lados son dos librerías billy, también de Ikea, con puertas.

La única pega que le vemos a la Stockholm Rand (y sí, nos gusta especialmente referirnos a los artículos de Ikea por sus nombres suecos tan graciosos) es que es de algodón, y se ensucia más. Así que los de Zara Home, que son unos cracks, han sacado este invierno una versión en lana. Un poco más pequeña y un poco más cara (veinte euros más, tampoco es que sea una pasta) pero en lana (a pesar de la diferencia de materiales, al tacto, ambas la de Ikea y la de Zara, parecen iguales).

Con cualquiera de las versiones, la “deluxe” de Madeline, o las más asequibles de Ikea o Zara, se pueden hacer todas estas cosas.

Comedor decorado por María de la Osa, vía Nuevo Estilo.

Comedor decorado por María de la Osa, vía Nuevo Estilo.

John Jacob Interiors. De esta foto nos gusta todo, absolutamente todo.

John Jacob Interiors. De esta foto nos gusta todo, absolutamente todo.

Vía Pinterest de Patrice Rice

Vía Pinterest de Patrice Rice

Pantaleón y las Decoradoras, piso ISM París

La Stockholm Rand resulta que va de miedo con la mini Lappjung Ruta, que es una funda de almohadón (lo siento, Pantaleón no admite el vocablo “cojín”) con estampado similar al de su tocaya la alfombra. Juntos los coloca la super-gurú de la decoración televisiva Emily Henderson (su nombre no os dirá nada, pero en USA es como los Rolling)

alfombra ikea emily henderson

Así que con Nate (de idéntica televisiva fama) y Emily liderando su causa, la Stockholm Rand prolifera en los mejores hogares. Es un must, creednos.

alfombra ikea camas dobles

 

ikea rug3 sin datos

Su prima la Lappjung Ruta (de verdad, ¿no os parecen fantásticos los nombres?) es de más reciente creación, por eso no tiene aún tanta proyección social. Pero va camino. En el número de julio de Elle Decó hizo una estelar aparición en casa de Elvira Rigal, jefa de producción de la revista Elle.

Vía Elle Deco, vasa de Elvira Rigal, jefa de producción de la revista Elle

Vía Elle Deco, casa de Elvira Rigal, jefa de producción de la revista Elle

Vía Elle Deco, casa de Elvira Rigal. Las "consolas" de ambos lados de la chimenea son estanterías expedit de Ikea. También de Ikea las butacas blancas.

(Arriba: alfombra Lappjung encima de la Stockholm, estanterías Expedit colocadas a ambos lados de la chimenea, butacas, mesa y almohadones también de Ikea)

Y en el House and Garden del mes de mayo nos enseñaron ambos, almohadón y alfombra Lappjung, en la selección editorial…

Vía House and Garden Vía House and Garden

El almohadón reaparece, en el reportaje de Elle Deco, en el patio de la directora de estilismo de Nuevo Estilo, Mercedes Ruiz Mateos.

Vía Elle Deco

Y a pesar de que el reportaje de Elle Deco – queriendoles como les queremos, porque además de adorables hacen una pedazo revista – nos huele pelín a publireportaje porque es dificil creer que sea coincidencia que las tres casas que enseñan estén TAN pobladas de los “musts” de IKEA, lo cierto es que son una excelente prueba de lo que venimos defendiendo meses: Ikea mola, y mezclándolo con otras cosas buenas, queda muy resultón. Para muestra la casa de la directora de contenidos digitales de Hearst, Ana Multigner:

Ana Multigner, directora de contenidos digitales de Hearst

Consola, alfombras y butaca de Ikea. Escultura, fantástico Poppi de Felipao (www.felipao.com) que levanta el tono de toda la decoración.

Vía Elle Deco. Consola, alfombras, pouff y butaca de Ikea. Escultura, fantástico Poppi de Felipao www.felipao.es que levanta el tono de toda la decoración.

A la Lappjung Ruta llevaba yo meses husmeándola. No la quiero de alfombra porque el suelo de mi casa escupe las alfombras (ninguna le va y vivo sin ellas) pero me parecía un material irresistible para “fabricarse” uno de estos…

ikea

Así que la compré – a espaldas de Pantaleón – y reside ahora en mi trastero esperando pacientemente que me anime a llamar al tapicero. Lo de la banqueta tapizada con la Lappjung (me como el Ruta, que la alfombra y yo nos conocemos tanto que ya estamos “on a first name basis”) es en realidad un premio de consolación. Peiné Marrakech, mono a la zaga, buscando un alfombrero que me hiciera un kilim blanco y negro con el que fabricarme esto…

Sofá Andrew Martin

Que es (era) un sofá de Andrew Martin de un precio inalcanzable para mi bolsillo. Para cuando pensé que había ahorrado algo y que quizás podría, Don Andrew me lo retiró del mercado. Pero como cuando se cierra una puerta se abre una ventana, un año después apareció un primo suyo en el catálogo de Maisons du Monde. Para ese sí me llega, pero no me gustan las patas…

 

Sofa modelo Tabriz, Maisons du Monde

Sofa modelo Tabriz, Maisons du Monde

¿Cambiarlas? ¿Comprar otra Lappjung ruta y convencer al tapicero? Mientras deshojo la margarita sé que me retirarán ambos del mercado… Que no os pase lo mismo a vosotros. Salid ya a la caza de la Stockholm Rand y la Lappjung Ruta, ¡por Dios!. Son un “must” os lo prometo. Y….¡Mandad fotos!

alfombra ikea rayas

alfombra ikea2 alfombra ikea adore magazine alfombra ikea pinterest alfombra ikea via christopher bentley

 

PD: Si vivís en Madrid, no os perdáis la IV edición de Decor Acción que comienza este jueves día 19 en el barrio de las Letras (mercadillo de antigüedades en las calles Cervantes, San Pedro y Quevedo e instalaciones y mucho más por todo el barrio). Durará hasta el domingo 22 y estará abierto todos los días de 11 de la mañana a 9 de la noche (salvo el domingo, que cierra al mediodía). Pantaleón y yo no hemos faltado ningún año, ¡es muy divertido! Iremos el mismo jueves para no perdernos nada de nada. ¿Quien sabe? a lo mejor nos encontramos allí… Me reconoceréis porque voy con un mono… 🙂 Más información en Decor Acción 2013

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tags: , , , , ,

Tras el post de la rentrée, todo llenito de fotos “home made”, vuelvo a casa pensando que os debo uno nuevo con fotos de calidad, como Dios manda. Así que pensando en un posible tema, subo a casa de Pantaleón y me lo encuentro con una calculadora en una mano y un transportador de ángulos en la otra mientras el pobre Abelardo, cintra métrica colgada al cuello está subido a una escalera midiendo la altura de las puertas…
“¿Qué estáis haciendo?” pregunto perpleja.
“Ah, chérie” me dice Pantaleón “mira esto…”
Jardín de la casa de Los Angeles de Richard Shapiro, vía Veranda

Jardín de la casa de Los Angeles de Richard Shapiro, vía Veranda

“Esto” resulta ser la “ruina neoclásica” del jardín del anticuario y decorador californiano Richard Shapiro (foto que ya os enseñamos en el post Piscinas). La foto que me enseña Pantaleón forma parte de una entrevista a Richard donde éste explica cómo se hizo la casetilla esta. Resulta que quería una chimenea en el jardín, y se compró una. Luego había que ponerla en una pared. Y se ha hizo. A la pared, mejor ponerle un techo por si llovía. Y se lo puso. Y así, poco a poco, se fue liando más y más hasta acabar con este mini partenón. “¿Y cómo lo diseñaste?” le pregunta la entrevistadora (y es aquí donde surge la clave de la nueva locura Pantaleónica) “Ah” constesta Richard en la entrevista “Es muy fácil: cuando conoces la proporción aurea, todo va sólo. El ancho de la columna te dice cómo de alta ha de ser, y eso te dice el ancho e inclinación del tejado, la altura del edificio, etc.”
Pantaleón me señala la frase y me mira en silencio. Le miro de vuelta.
¡Tomá ya con la proporción aurea!!. La bomba. ¿Así que con ella te construyes Blenheim Palace tú solito con una simple vara de medir y una calculadora?
Jean Louis Deniot, casa en Chantilly, Francia.
Miro a mi alrededor y comienzo a entender el desmadre de cintas métricas, papeles con dibujos, notas con números y calculadoras. Mando a Abelardo a casa y procuro convencer al mono de que seis años de carrera de arquitectura y más de 7.000 años de experiencia en construccíón es posible que te enseñen alguna que otra cosilla más que multiplicar por 1,618 y hacer rectángulos raritos…Vamos, que Shapiro se ha tirado un poco el folio…
“Pero en el fondo de lo que dice” insiste Pantaleón “hay un puntito de razón. No está para nada de más leer sobre la proporción aurea y su influencia en pintura, música, fotografía y arquitectura (principalmente en Palladio, gran fan del asunto) ni es mala idea leer sobre la historia del mueble y la decoración…”. ¿Por qué? Pues porque sino corres el riesgo de acabar “inventando la rueda”…
Y esto de estudiar los clásicos es lo que hizo el decorador Jean Louis Deniot, de quienes somos muy “fans”. Pasó dos años en la renombrada “Ecole Camondo”, de donde salió firmemente convencido de que la decoración moderna parte de estudiar a los clásicos y “actualizarlos”. Y dicho y hecho:
jld saint peres7
El amigo Juan Luis es ya un viejo conocido. A lo largo de varios posts os hemos enseñado algunas imágenes de su trabajo. Suyo, por ejemplo, es el maravilloso cuarto de baño que cierra el post “Al agua patos“, la foto de unas incluidas en “Dale puerta” y suya una chimenea blanca que aparece en post dedicado a los “Tablescapes“.  A él nos referíamos cuando una lectora preguntó, a raíz del post “Dar en el blanco” si era posible mezclar beige y gris con éxito. Pero creemos que su “técnica” neoclásica merece un post en solitario.
Juan Luis dice que él siempre parte de la construcción de (perdonadle el tono pedante, creo que es culpa del entrevistador) un “marco arquitectónico relativamente formal” y que a ese marco le añade piezas de distintas épocas porque no es capaz de decorar únicamente con muebles contemporáneos. Dice que toda casa necesita al menos una antiguedad para tener alma. Que le gustan los colores empolvados y “sordos” en contraste con blanco que todo lo anima. Que le da mucha importancia a la simetría y también a la circulación entre habitaciones. Todo cierto. A las pruebas me remito:
jld saintperes9
jld saint peres8
jld saint peres4
Las fotos del salón de arriba, en un piso de París de la calle Saint-Pères son la evidencia de lo que cuenta. Fijaos en la simetría (es recurrente), en los detalles de las embocaduras de las puertas, y en el hecho de que, siendo un espacio con 4 puertas, a pesar de todo funciona. Primero crea una una “cáscara” clásica (puertas, dinteles y la chimenea), abre huecos que hacen circular la vista de un espacio a otro (las puertas dobles), luego actualiza el look con un contraste fuerte de color (el gris empolvado con el blanco puro) y por último coloca los muebles de forma que resulten prácticos y útiles y no entorpezcan el paso.
Incluimos fotos del cuarto desde diferentes ángulos. Echadle un ojo. Fijaos en la colocación de los muebles y la comunicación con el salón de al lado, que es este…(quizás excesivamente clásico, pero funcionar, funciona…)
jld saint peres1
Que a su vez da a este dormitorio…(las puertas están a la derecha de esta imagen, justo enfrente de las ventanas)
jld saint peres3De este dormitorio procede la imagen de la chimenea que quizás recordéis del post tablescapes…
 deniot saint peres
Y es precisamente a este dormitorio al que pertenece el cuarto de baño que cierra el post “Al agua patos“…
cuartodebanyo-jeanlouisdeniot
El pasillo del apartamento está empapelado con un papel de Studio Printworks que se llama “Temple des Grecs” que imita bloques de piedra…
jld saint peres2
Que a Deniot – al igual que a Pantaleón y a mi – le debe gustar mucho porque también lo usó en la escalera del Hotel Recamier…
hotelrecamier13_thumb2
Escalera que alterna con multitud de réplicas del famoso busto de Madame Recamier – cuyo nombre lleva el hotel-  que Deniot customiza pintandolas, vistiéndolas…
jld recamier escalera2
Envolviéndolas o rayándolas…
jld recamier bustoenvuelto
jld recamier bustorayas

En el Hotel Recamier se ve mejor el “puntito funky” que Deniot le pone a su base neoclásica, porque es cierto que el apartamento de la Rue Saint Péres que os estamos enseñando es lo más clásico que hemos visto en los últimos 30 años. Al pasillo empapelado del que os hablabamos se accede por un hall con un suelo igualmente clásico, de marmol blanco y negro…

jld saint peres6

Motivo que Deniot repite en la cocina, cuyo espacio amplia visualmente mediante el uso de un espejo que cubre una pared entera…

jld saint peres10 cocina

 

Como véis, en este piso, además de sus colores fetiche (gris, blanco y negro) se puede apreciar el gusto de Jean Louis por lo neoclásico, por los muebles franceses de finales del dieciocho, por las terminaciones en puertas, ventanas y techos, por la importancia de los suelos y sobre todo, por la simetría y el uso de chimeneas. Jean Louis usa hasta la saciedad el recurso de la chimenea central, con dos huecos a cada lado…

jld_buenos_aires2

Muchas veces con dos sofás colocados en perpendícular a la chimenea…

Casa en Nueva Delhi

Que, por otro lado, es la única forma lógica de colocar los muebles, para preservar el paso, si hay dos “enfilades” a cada lado. La chimenea es imprescindible como elemento central si pretendes colocar los sofás así. Dos sofás en perpendicular a la pared quedan ridículos sin un elemento central que los “ancle”. Este elemento central no tiene por qué ser una chimenea, hay otras opciones, pero es cierto que la chimenea es el recurso por excelencia…

Apartamento Rue Palatine, Paris

Cuando no hay dos huecos sino solo uno, Jean Louis crea su famosa simetría creando un “hueco visual” mediante la colocación de un elemento del mismo tamaño y aspecto que la puerta, como con este cuadro de la izquierda…

deniot universite

Apartamento Rue de la Université

¿Por qué la obsesión por la simetría? Pues porque visualmente genera orden y calma y si la estructura es ordenada, con cierta dósis de simetría (el exceso de la misma resulta excesivamente formal) luego tendrás margen para “enloquecer” un poco en color, textura, colocación de muebles, etc. Pero si el telón de fondo es de por sí desordenado hay que ser muy sabio y experto para evitar el look “síndrome de Diógenes”…

Pantaleón me dice que en las composiciones de chimenea de Deniot casi nunca fallan tres cosas: un elemento escultórico, algo de espejo, y algo dorado y negro…(muchas veces el propio marco del espejo)

Apartamento Rue Jacques Callot, Paris

Apartamento Ile-Saint_Louis

jld_delhi_estate2detail

deniot palatine

Me gusta especialmente el marco, hecho en lo que parece ser cristal negro, de este espejo pequeño que Deniot coloca sobre uno más grande. Ambos reflejan un tercero obra de Hervé van der Straeten.

jld palatine2

 

Su obsesión por la simetría la lleva hasta el límite hasta en la colocación de los apliques junto a las camas…

deniot chantilly

jld jacques_callot1

Confieso que Jean Louis Deniot me gusta. Quizás lo que más el Hotel Recamier, con su escalera de falsa piedra y su salón de treillage sobre espejo…

Hotel Recamier

Hotel Recamier

Hotel Recamierpero no nos acaba de convencer su laureada decoración de una casa en Capri, y tampoco nos emocionan especialmente sus decoraciones en Estados Unidos, salvo quizás el salón de esta casa en Bridgehampton (donde repite su teoría del doble hueco lateral: una puerta a cada lado…

jld bridgehampton1

(de la foto de arriba me gusta el taburete-mesa tamaño king-size y la sabia colocación de los “pouff-mesitas” a cada lado del sofá, pero un poco adelantadas, para salvar la puerta) Pero como puede que no todo el mundo piense igual, las aventuras americanas de Deniot que a Pantaléon y a mi no nos emocionan en exceso, las podéis ver en su web www.deniot.com

Son llamativas, pero tampoco nos gustan mucho, algunas “extravagancias” de rico en exceso que tanta admiración han generado entre los locos de la decoración. Reconozco que son impactantes, pero no nos gustan ni esta cocina en metal “martelée” que tantos suspiros levanta a su paso…

jld lille2 cocina

Ni este revestimiento de paredes en marmol del hall de entrada de este piso de París…

jld lille1_marmol_pared

Sí creemos que hay mucho que aprender de Juan Luis el neoclásico en colocación de muebles, en mezcla de épocas, en su maestría en la “puntuación” con retazos de blanco y negro y en su cuidado por la simetría. Pero también pensamos que a sus creaciones le vendrían bien un poco de aire fresco, de desorden controlado, de “a la porra con todo”, de objeto kitsch de la tienda del chino de abajo. Y el día que el maestro del gris, blanco y negro se lance al rojo, el día que el rey del mueble francés alto barniz se anime con el rústico en bruto, el día que el genio del lino beige descubra las telas multicolores… entonces tendremos una verdadera estrella.

Hasta entonces, tampoco podemos negarle su 9 sobre 10 ¿verdad?

PD: Todas las fotos cuyo origen no se cita son de la web del decorador.

Tags: , , , ,

En “Patrimonio Nacional”, la sensacional segunda parte de “Escopeta Nacional”, hay una escena en la que el marqués de Leguineche, hasta el moño de la señora marquesa, se va a ver al amante de ésta para suplicarle que se fugue con ella: “Y te la llevas a Biarritz, Pepe” le dice Leguineche “porque, desengáñate, el Mediterraneo ha sido siempre un mar de pobres”.

Vera de Bidasoa, en la esquinita entre Guipuzcoa, Navarra y Francia.

Vera de Bidasoa, en la esquinita entre Guipuzcoa, Navarra y Francia.

A Pantaleón le pasa un poco como a Leguineche: dice que el sur de España no le acaba de convencer. Yo ya sé que es una pose, pero me ha dado el verano.

Ahora, ya de vuelta, lleva dos días sentado bajo el chorro del aire acondicionado dando sorbitos al gin tonic e ingiriendo capsulas de Prozac a modo de cacahuetes, para “superar la angustia de la rentrée” lo cual tiene su gracia, porque se ha pasado todo el mes de agosto quejándose de “el veraneo”…

Alberca de "El Carambuco", Málaga.

“El problema que teneís vosotras, las oficinistas” me dice “es que teneís demasiadas expectativas puestas en el mes de agosto. Y el mes de agosto, darling, no es más que una interminable sucesión de sábados…un horror!”.

Todo el mes así. Sobre todo la parte final, porque el inicio de las vacaciones, en el norte, le resultó más llevadero. Tomando un Kir Royal en la plaza del puerto de San Juan de Luz se encontró con su gran amiga Amalita H de C. que estaba pasando unos días en casa de unos amigos franceses. Los besos y abrazos fueron épicos. Por supuesto desapareció con ella sin dejar rastro (y sin acabar de “tunear” mi balancín de tienda10 que llegó unos días antes y se quedó compuesto y sin almohadones…)

Mi balancín "sur place" con almohadón de IKEA

Mi balancín “sur place” con un único almohadón de IKEA

En su ausencia aproveché para ir a la playa y para organizar una cena en casa de mis suegros, en la parte coloquialmente conocida como “la cuadra”. La cuadra ya no tiene animales (salvo algún ratoncito despistado) pero sí muchos de sus antigüos aperos. Me pareció un lugar divertido para organizar una cena y armada con cuatro caballetes, dos tablas y unos cuantos metros de toile de jouy de doble ancho (a 18€ el metro en Planete Deco, en los docks de la Negresse, Biarritz) montamos esta mesa larga, larga, que iba creciendo según lo hacía la lista de invitados de Pío….

 

IMG_1868

La vajilla, de Vista Alegre, regalo de ABC de hace unos años, los ciclámenes en macetas vulgares que pinté de blanco (dos capas de Titanlux blanco brillo) y el candelabro es una pieza de baratillo que pintado de negro y forrado de hiedra del jardín parecía algo.

 

IMG_1811
IMG_1814

Muchas velas, unos helechos, y dos o tres farolillos chinos a pilas comprados en Maisons du Monde. La clave es iluminar solamente lo que quieres que se vea y dejar lo que quieras esconder en la penumbra… La cena divertida gracias, sobre todo, a los comensales, y también a lo distendido del lugar, lo abundante del vino y la excepcional paella de mi no menos excepcional marido…

 

IMG_1820

La iluminación es fundamental y de esto aprendimos mucho en los preparativos de una boda que se celebró en julio en “El Carámbuco” donde vimos esta fantástica idea de “Bodegas Campos” los encargados del catering:

IMG_1668
IMG_1666
Se trata de una columna de madera hueca en cuyo interior colocan una batería de coche que, con unos cables, ilumina la lámpara que ponen encima.  Este sistema te permite tener luz eléctrica donde quieras y durante todo el tiempo que quieras …

IMG_1710

 

También nos gustó la idea de colocar un foco de piscina dentro de un abrevadero lleno a rebosar de hielo donde se colocaron las botellas de champagne…

IMG_1707

Y las espectaculares flores de Luisa Hafner de “Las Flores de Reding” que son lo mejor de la costa, un ejemplo de gran trabajo y buen gusto.

IMG_1680

IMG_1697 IMG_1696

[Todas las fotos de arriba son de “El Carambuco” a las afueras de Málaga, que se puede alquilar para celebrar bodas y otros eventos. Puedes ver más fotos y datos de contacto a través de Bodaclick o de Eventoclick entre otros. Las flores son todas de “Las Flores de Reding”].

La iluminación nocturna es clave. Reduce el campo de visión a lo que tú quieras mostrar y esconde el resto. Es la mejor y más barata “redecoración” que hay, porque lo que no se ve, no existe. Los desconchones en las paredes – si los hubiera – el mueble feo de una esquina… todo eso no existe porque no se ve.

Pantaleón es gran fan de las lámparas de mesa colocadas en el exterior. De hecho, es fan de todo tipo de aparato de iluminación. Por eso no me extrañó encontrarmelo enrredando entre un montón de lámparas en la Brocante de Port de Lanne, cerca de Peyhorade, en las Landas francesas. (Para ver más fotos de Port de Lanne os recomendamos este post del Blog Etxecodeco).

IMG_1793

 

Cómoda mejorable que se vendía a 350€. Las mesas extensibles de atrás eran una ganga...

Cómoda mejorable que se vendía a 350€. Las mesas extensibles de atrás eran una ganga…

Les estaba echando un ojo a estos dos supuestos huevos de avestruz de la foto inferior, que son en realidad la parte de abajo de dos lámparas “Maison Charles” de los años 50 a las que un desaprensivo ha eliminado el tubo de latón y los casquillos…

restos de dos lámparas maison Charles, con su estampilla en la base.

restos de dos lámparas maison Charles, con su estampilla en la base.

“Coucou, chérie!” me grita el mono, que se me ha vuelto a disfrazar de Jean Paul Gaultier, con su camiseta a rayas -añadiendo a todo ello una boina y un foulard de seda. Amalita y su amiga Nanette están distraidas discutiendo el precio de este banco Luis XVI (900€, una ganga si verdaderamente es un auténtico canapé del XVIII) que según ellas fue repintado de negro en la época de Napoleón III porque “en el dieciocho no se pintaba en negro”. A pesar de que ninguna de las dos tiene intención alguna de comprar el banco, el debate con el señor anticuario es a muerte, porque lo importante, es tener razón….

IMG_1787

Pantaleón, que habla ya afrancesado, me dice que ha comprado un par de butacas “muy simpáticas” y un candelabro “superbe” y que se va casa ya a darse “una pequeña ducha” (???). Me pregunta qué he comprado. Poco, la verdad. Algunos encargos y este espejo cuyo mayor mérito es ser muy decorativo…

IMG_1804

Pío se ha comprado una reja antigua (35 euros de precio pero mas de 35 kilos de peso. Creo que el traslado al coche desde el puestecillo del buen señor que la vendía fue un auténtico via crucis) a la que el herrero de Vera de Bidasoa añade unas patas y convertimos en mesa de jardín (aún le falta el cristal)

IMG_1827

Le cuento a Pantaleón que en pocos días nos vamos ya a Marbella, a ver a mis padres y le pregunto qué planes tiene él. “¿Marbella?” pregunta con cara de haber olido algo podrido “Ah, non, Marbella no. Marbella j’aime pas” me dice “es como Majadahonda pero con mar”. Yo, que personalmente no le veo problema alguno a Majadahonda, y menos aún si tiene mar, me voy doblemente encantada. Primero por ir, y segundo por librarme del pelma del mono que sigue diciendo que el veraneo es agotador, que todo está lleno de gente y que todos enseñan demasiada carne y “sobre todo, chérie, demasiado pie”.

Así que el pie lo traslado al sur de España y lo meto en el frío mar Mediterráneo, que me gusta porque en cuestión de mares, no soy tiquis-miquis: me gustan todos. Nos reciben con una cena en el jardín. Hay puestas dos mesas distintas, ambas con un mantel de tela de saco. La primera en rojos y verdes…

IMG_1881 IMG_1885 IMG_1880

Y la segunda, mi favorita, en beige y blanco…

IMG_1893

 

IMG_1895

Con unos preciosos bajoplatos de mimbre decorados con peces y unas ranitas, también de mimbre, a las que les pusimos un poco de hiedra dentro…

IMG_1901

IMG_1898

La lámpara nos solucionó muy bien el problema de la iluminación del jardín. Las puedes encontrar similares a esta, por un precio de 45€ cada una en San Pedro de Alcántara. Las fabrica Antonio Ortiz, que suele tener un puesto en el mercadillo de San Pedro los jueves y el de Banús los sábados (tel 629 492496). Las puede hacer en todos los colores que queráis y las envía. Nos gustó especialmente este amarillo mostaza que tenía en su taller… (si no contactáis con él escribidnos y os lo gestionamos nosotros)

IMG_1994

Donde podéis encontrar no solo lámparas….

IMG_1997

Sino todo tipo de cerámica malagueña y estilo granadino a precios muy buenos…

IMG_1984 IMG_1989 IMG_1995  IMG_1992
Haciendo el “tour decorativo” de la costa del sol me acerqué un día a La Tartana, la famosa tienda que el genial Jaime Parladé tiene (o mejor dicho tenía, porque la está quitando…) en la carretera de San Pedro a Ronda. Queda poco pero aún se ve su toque mágico en muchas cosas. En una mesa auxiliar con tapa en tela de petit point y grandes chinchetas de bronce, en las alfombras y telas sabiamente colocadas en las paredes, e incluso en estos armarios – no se sabe bien si en forma de faro o chimenea – que hizo en la parte de atrás de la tienda…

IMG_1949 IMG_1950

Creo que son los mejores armarios de esquina que he visto nunca…

Y allí, en la Tartana, rebuscando entre las telas de “China Seas”, ¡a quien me encuentro si no es a Pantaleón! Y Pantaleón de incognito, con gafas de sol Jackie Onasis y el sombrero de Panamá calado hasta las amígdalas.

“¡Pantaleón!” exclamo.

“Chsssst!!!!!” ordena mirando a izquierda y derecha y señalando que me acerque con el dedo. “Estoy de incognito” me dice “me he escapado”.

“¿De donde?” pregunto

“De la finca que Marita San Esteban tiene en Castelar de la Frontera” me dice.

“No puedo más” confiesa “me pareció que el campo era más elegante que esta especie de Majadahonda sur mer que tú frecuentas y Marita es simpática… pero se fue un mes a California el año pasado y ha vuelto enloquecida” dice “nos levantan a las seis y media para hacer Tai-Chi, sólo dan comida macrobiótica, no hay alcohol, no hay cotilleos, – nadie viene a visitarnos por lo mal que se come -no hay pastillas – allí te curan hasta el ébola con barros y tisanas – todos se meten a la cama a las nueve y sólo se oyen los grillos… y encima ¡se rezan tres rosarios al día!” termina con cara de pena.

Dudo por un momento si dejarle allá abandonado en su comuna mísitico-aristocrática de Castelar poniéndose tibio a alfalba y miel de ágave, pero tengo buen corazón y me lo llevo conmigo de vuelta a casa…

Visto lo visto, su retorno no es malo. ¿Qué tal vuestra rentrée?

Castelar de la Frontera

Castelar de la Frontera

PD: Como ya anuncié en Agosto, tenemos concurso para los Pantaleón-adictos. El espejo redondo negro y dorado que compré en Port de Lanne será para el primero que, ESTANDO SUSCRITO AL BLOG (os podéis suscribir ahora poniendo vuestro mail en el recuadro superior derecho indicado para ello) conteste antes – y correctamente – a las siguientes seis preguntas (advierto, son preguntas para lectores empedernidos del blog…):

1.- ¿Cómo se llamaba la cocinera que cuidaba de Madame Champignon cuando era pequeña?

2.- ¿De qué pueblo es Abelardo el portero?

3.- ¿Donde estaba el Palacio de la familia materna de Pantaleón? (o al menos donde dice él que estaba…)

4.- ¿Qué es lo que tiene miedo a perder la amiga de Amalita H d C – la argentina amiga de Pantaleón – si se divorcia de su marido?

5.- ¿Cómo llaman mis amigas a mi busto de escayola blanca?

6.- ¿A quien teme Pantaleón?

Todas las respuestas están en el blog. ¡Buena suerte a todos! El ganador se anunciará la semana que viene…

 

 

 

 

 

 

Tags: , , , , ,

COPYRIGHT Muchas de las fotografías utilizadas en este blog han sido encontradas en la web y desconozco su autor. Si crees que alguna de ellas no debe ser publicada o conoces su procedencia ruego me lo indiques, para retirarla o identificar al autor. Si quieres utilizar alguna de mis imágenes puedes hacerlo indicando su procedencia.