“A las ocho de la tarde” dice Pantaleón.

00f32cede99c127aea88841141b99904

“A las ocho de la tarde” repite el mono releyendo sus notas.

IMG_2907

Y una vez más, como el tañer de una campanada: “A las ocho de la tarde …”

IMG_2898¡Por favor! ¡Esto parece la versión pantaleónica del “Llanto a la muerte de Ignacio Sánchez Mejías”! Le pregunto al mono por qué se ha convertido de repente en un reloj de cuco viviente atascado en las ocho.

Cuarto de invitados, casa de Oscar de la Renta en Nueva York.

Cuarto de invitados, casa de Oscar de la Renta en Nueva York.

Resulta que mi pobre mono quiere escribir un homenaje a Oscar de la Renta y una reseña sobre la exposición de Givenchy al mismo tiempo, pero se me ha atascado en la hora que une ambos eventos: “A las ocho de la tarde…”.

Oscar y Annette de la Renta en su casa de Connecticut

Oscar y Annette de la Renta en su casa de Connecticut

El mono me mira suplicante: “Ayúdame a empezar” implora.

El pasado lunes, prácticamente a la misma hora (las ocho de la tarde), mientras en Madrid se inauguraba la exposición retrospectiva de Hubert de Givenchy, en Kent, Connecticut, moría Oscar de la Renta.

Voilá.

Town and Country 1974, antigua casa de Oscar de la Renta y Françoise de Langlade en La Romana, República Dominicana. 40 años después la decoración sigue estando de moda...

Town and Country 1974, antigua casa de Oscar de la Renta y Françoise de Langlade en La Romana, República Dominicana. 40 años después la decoración sigue estando de moda…

Y Oscar y Hubert tienen más cosas en común que la obviedad de una profesión compartida. El americano (“porque República Dominicana es América” explica el mono) cruzó el charco para triunfar en Europa. El francés, inició su amistad con Balenciaga, clave de su éxito, en Estados Unidos. Ambos trabajaron en París al mismo tiempo: Oscar para Lanvin y Hubert para Elsa Schiaparelli, ninguno tuvo hijos (aunque Oscar adoptó uno, un bebé abandonado en República Dominicana, que se llama Moises), ambos son famosos anfitriones.Pero fuera de estas pequeñas banalidades, sin conocerles pero tras leer sobre ambos, parece que tienen otra cosa más importante en común: ambos son buenas personas.

Casa de Oscar de la Renta en Punta Cana construida en piedra de coral. Es la que sustituyó a la casa de La Romana de la foto anterior.

Casa de Oscar de la Renta en Punta Cana construida en piedra de coral. Es la que sustituyó a la casa de La Romana de la foto anterior.

“Y esto no es algo banal” me dice Pantaleón “no hay que restar importancia a la bondad, porque es la más genuina forma de belleza” pontifica el mono. Es cierto. Ya decía Unamuno que “la bondad es la belleza en acción”. Y para dos grandes buscadores de lo bello, la bondad del corazón tiene que ser algo importante.

Hotel d'Orrosier, la casa de Givenchy en Rue de Grenelle, París.

Hotel d’Orrouer, la casa de Givenchy en Rue de Grenelle, París.

Hotel d'Orrouer detalle. Del libro "VIsite Privée"

Hotel d’Orrouer detalle. Del libro “VIsite Privée”

Dos hombres buenos en busca de la belleza, tanto en la moda como a su alrededor. Ambos buscaban embellecer a las mujeres que vestían…

Traje de Oscar de la Renta

Traje de Oscar de la Renta

Oscar dijo en una entrevista que “Moda no es lo que desfila en las pasarelas, moda es lo que ves en la calle” y Hubert se queja de extravagancias en desfiles que luego no se trasladan a la calle, que pasan y mueren porque no están fundamentados en el buen gusto, el buen corte, el volumen que favorece.

Modelo de Givenchy en la terraza del Hotel d'Orrouer

Modelo de Givenchy en la terraza del Hotel d’Orrouer

Ambos vivían rodeados de cosas maravillosas. Oscar tenía tres casas: una Nueva York, otra en el campo (Connecticut) y otra cerca del mar (Punta Cana).

Escritorio de Annette en la casa de Connecticut

Escritorio de Annette en la casa de Connecticut

El espectacular salón de la casa de Punta Cana. De esta habitación me gusta absolutamente todo.

El espectacular salón de la casa de Punta Cana. De esta habitación me gusta absolutamente todo.

IMG_2871

Casa de Oscar de la Renta en Nueva York

Casa de Oscar de la Renta en Conecticut

Hubert tiene también una en París, otra en el campo (Chateau Le Jonchet) y otra cerca del mar (Clos Fiorentina).

169cae706ee19415bdf8a543da9ec7a9

Château Le Jonchet

Château Le Jonchet

Dormitorio de Givenchy en Clos Fiorentina, su villa en Cap Ferrat

Dormitorio de Givenchy en Clos Fiorentina, su villa en Cap Ferrat

healthy-home-master-bedroom-hubert-de-givenchy

Clos Fiorentina, la casa de Givenchy en Cap Ferrat

Clos Fiorentina, fantásticas las fundas de las sillas. Dan ganas de hacerse un logo solo para copiar esto.

Ni el mono ni yo sabemos lo suficiente de alta costura como para hablar con sensatez del tema. Sabemos que nos gustan las piezas espectacularmente cortadas de Givenchy, sus chaquetas de hechura perfecta y las telas que elige. De Oscar nos gustan las faldas balenciaguescas de sus trajes de noche, las telas tiesas perfectamente domadas y su uso del color. Este asunto, sin embargo, se lo dejamos a un colaborador estrella con el que podremos contar pronto que podrá hablarnos de todo esto con autoridad.

Givenchy 1957

Givenchy 1957

Audrey Hepburn en Givenchy, en la pelicula Sabrina.

Audrey Hepburn en Givenchy, en la pelicula Sabrina.

Oscar de la Renta

Oscar de la Renta

El destino cruzó a Oscar y Hubert unas cuantas veces. Hubert comenzó a trabajar en el taller de Elsa Schiaparelli con Françoise de Langlade, la que luego se casaría con Oscar…

Oscar de la Renta con su primera mujer, Françoise de Langlade. Los que la conocieron dicen que tenía un gusto exquisito y una gran clase. Su prematura muerte, de un cancer, dejó desolado al modisto.

Oscar de la Renta con su primera mujer, Françoise de Langlade. Los que la conocieron dicen que tenía un gusto exquisito y una gran clase. Su prematura muerte, de un cancer, dejó desolado al modisto.

Los dos conocieron a Audrey…

Oscar de la Renta con Audrey Hepburn en 1968

Oscar de la Renta con Audrey Hepburn en 1968

Pero el amigo del alma de ésta siempre fué Hubert.

23b98157ffc48a9cd9c1d96c8459d818

Famosa foto de Givenchy y Audrey Hepburn paseando por París.

Le Jonquet. Silla de rodaje de Audrey Hepburn.

Le Jonquet. Silla de rodaje de Audrey Hepburn.

Más cosas les unen: ambos vistieron a nuestro último cisne.. (ver “Fulco, Truman, los Cisnes y mis disculpas“)

Oscar y Anette de la Renta con Gianni y Marella Agnelli

Oscar y Anette de la Renta con Gianni y Marella Agnelli

Ambos profesaban admiración y afecto por Cristobal Balenciaga. Oscar empezó su carrera en Madrid trabajando para él y Hubert lo tuvo de maestro, mentor y amigo. Hasta tal punto que cuando cerró su maison envió a sus clientas a vestirse a Givenchy. Así llevó, de la mano, al taller de Givenchy a nuestra ya querida Bunny Mellon.

Hubert de Givenchy con Bunny Mellon. ésta última vestida de Givenchy.

Hubert de Givenchy con Bunny Mellon. ésta última vestida de Givenchy.

Bunny devino fiel clienta y gran amiga de Hubert de Givenchy, hasta el punto que le diseñó su rosaleda en Le Jonquet. Ella tiene allí su propio cuarto y cuarto de baño, ambos en sus colores favoritos: azul y blanco.

El cuarto de baño del dormitorio de Bunny Mellon en Le Jonquet

El cuarto de baño del dormitorio de Bunny Mellon en Le Jonquet

No sé si fue Bunny quien convenció a Hubert de que se hiciera con unas mesas de hierro de Giacometti o al revés, pero las mesas de Clos Fiorentina son similares a las que tenía Bunny en Oak Springs (algunas de ellas parte de la subasta de Sotheby’s)

Mesa y taburetes de Giacometti

Mesa y taburetes de Giacometti

img0111-600x839

Más Giacometti en casa Givenchy

Más Giacometti en casa Givenchy. ¿Misma mesa distinta ubicación? ¿Tiene Hubert la enfermedad de “mover muebles” que padecemos el mono y yo?

El mono me informa que una mesa de hierro de Giacometti se vendió en abril del año pasado por 1,7 millones de dólares en Doyle, Nueva York. Así que la mesa de centro de Hubert vale más que mi casa.

“Mais oui! Su contenido es mejor que tu continente” afirma el mono.

Cuarto de invitados, Le Jonchet

Cuarto de invitados, Le Jonchet

No sé cual de todas sus casas prefería Oscar. Cuando le preguntaron donde, entre todas ellas, consideraba que estaba su hogar contestó: “Mi hogar está donde esté Annette”.

“Admirable y romántica contestación” dice el mono “pero con o sin Anette la mejor es, de lejos, la de Punta Cana”.

IMG_2873

Oscar de la Renta, escalera de su casa de Punta Cana con corales y esponjas marinas sobre ménsulas blancas.

IMG_2872

La casa de punta cana. Esas paredes de piedra de coral son una maravilla.

IMG_2875

Interior de la capilla de la casa de Punta Cana. Tanto Annette (de origen europeo) como Oscar, son católicos.

IMG_2876

Entrada de la casa de Punta Cana. Desde la puerta de entrada se ve el mar. La casa puede atravesarse directamente por debajo para llegar al lado que da al Caribe o se puede subir por la escalera al salón de las fotos anteriores.

Cuarto de Invitados de la casa de Punta Cana

Cuarto de Invitados de la casa de Punta Cana

El porche

El porche

IMG_2884

La capilla desde el exterior

IMG_2882

Vista desde la casa. Vía AD

Los muebles de mimbre que Oscar usa en su porche y en la biblioteca de Punta Cana son similares a los que elige Hubert para Clos Fiorentina…

Clos Fiorentina, la caseta de la piscina.

Clos Fiorentina, la caseta de la piscina.

IMG_2922

Vista desde la terraza en Clos Fiorentina

Vista desde la terraza en Clos Fiorentina

IMG_2919

Hubert es claramente un apasionado de la decoración porque sus casas son espectaculares.

Cuarto de Philippe Venet, compañero de Givenchy, en Le Jonquet. Tela "Arbol de la vida" de Braquenie.

Cuarto de Philippe Venet, compañero de Givenchy, en Le Jonquet. Tela “Arbol de la vida” de Braquenie.

Oscar no sólo lo es sino que inauguró hace unos años “Oscar de la Renta Home” con algo de manteles, un poco de vajilla y unos bibelots. Como elige bien el primer director de Oscar de la Renta Home fue Miles Redd (ver “Miles ¿cómo has podido hacernos esto?”) y la de ahora es la fantástica Carolina Irving.

1dd8d4fa842faabac475675a4704038a

De ella esperamos grandes cosas, pero por ahora tenemos que confesar que no tienen nada especialmente emocionante, la verdad (quitando un escarabajo dorado que no está mal pero que tampoco es como para tirar cohetes).¡Ojalá editaran el mantel de esta mesa de Oscar que tantísimo nos gusta!

IMG_2890

Mesa de 1971, así que el mérito es de la fantástica Françoise, de quien Carolyne Roehn dice haber aprendido todo refinamiento. Vistas las mesas de la alumna, la maestra debió de ser excepcional.

Hubert de Givenchy también tiene fama de gran anfitrión.

IMG_2905

Maravillosas las macetas colocadas directamente sobre el impecable mantel blanco. Del libro “Visite Privée”.

Givenchy, Clos Fiorentina

Givenchy, Clos Fiorentina

Comedor en el Hotel d'Orrouer, del libro "L'style Givenchy"

Comedor en el Hotel d’Orrouer, del libro “L’style Givenchy”. Más macetas de terracota sobre el mantel. Claramente son marca de la casa y nos entusiasma.

Y ambos son grandes señores. “Couturiers” de otra época, de la época dorada donde las clientas estaban a la altura de tan grandes señores. Antes de la época de las Kardashian, la comida rápida y la ordinariez. Cuando la discreción y la sencillez – y no la extravagancia y el exhibicionismo – eran el camino a la elegancia. Ahora Oscar ya no está.

Pocos saben que Oscar fundó y financió durante toda su vida un orfanato en La Romana, donde adoptó, siendo un bebé de 24 horas a su hijo Moisés.

Pocos saben que Oscar fundó y financió durante toda su vida un orfanato en La Romana, donde adoptó, siendo un bebé de 24 horas a su hijo Moisés.

Oscar y Moises de la Renta.

Oscar y Moises de la Renta. Moises dice de Annette, la mujer de su padre, quien lo adoptó también tras casarse con Oscar, que es “la mujer más buena que conozco”. Al mono y a mi nos chiflan las familias que se quieren y que además lo dicen.

Así que Hubert de Givenchy se queda sólo. El último mohicano. El último de los grandes. Coleccionista de arte, entendido en antigüedades, amante de lo bello, buen amigo de sus amigos, excelente anfitrión y fiel compañero.

IMG_2911

Lo que queda del Paris de Dior, Saint-Laurent, Chanel y Schiaparelli ya es sólo él. El conde que aprendió a cortar telas, que vistió a princesas y bailó en sus salones. El último gatopardo.

Tags: , , , , , , , , , , , , ,

A pesar de los tranquilizadores consejos de Gumersindo, Pantaleón ha prescindido temporalmente de los servicios de Abelardo porque éste tiene un cuñado en Alcorcón. En la mente hipocondriaca del mono Alcorcón es un reservorio de virus mortales, así que me ha informado del “cese temporal de la convivencia” y se ha largado a Nueva York.

Verdura-at-75

Cartel de la exposición retrospectiva de la obra de Fulco di Verdura

Nada más llegar se ha plantado en el 745 de la Quinta Avenida (que cae entre la 57 y la 58) para echar un ojo a la exposición retrospectiva de Verdura, que se inauguró la semana pasada. Dado que Truman Capote, el muy ladino, escribió “Breakfast at Tiffany’s” y no “Desayuno con Verdura”, el gran público pivota hacia la tienda de los paquetitos celestes, en lugar de ir a extasiarse a Verdura. Error.

¡Ah! ¿Qué quién es ese tal Verdura? Pues el que ideó, entre otras cosas, estos copiadísimos brazaletes que la gente atribuye a Chanel…

verdura_fulco_cuff

fulco+di+verdura+5

No del todo equivocadamente, porque es cierto que el diseño lo hizo Verdura cuando trabajaba para Coco Chanel.

Fulco di Santostefano della Cerda, duque de Verdura, excelso joyero, nació en Palermo en 1899. Siciliano, duque, y pariente de los Lampedussa, lo tiene todo para ser adorado por Pantaleón. Por si fuera poco era un genio. Coco Chanel se dio cuenta nada más verle y le tuvo en París diseñando joyas para ella durante cinco años. De esa época son los icónicos brazaletes, siempre pares, que Fulcó diseñó y que Cocó – y Diana Vreeland – nunca se quitaban.

Coco Chanel Verdura

La icónica Cocó con uno de los brazaletes de Verdura, inspirados en la Cruz de Malta de un broche ruso que un amigo regaló a Mademoiselle Chanel

Como los aires pintaban mal en la Europa de los años 30 y a Fulco le iba más la cruz de malta que la cruz gamada, se largó a las Americas. Primero recaló en Hollywood, donde diseñó todas las joyas que luce Katherine Hepburn en “Historias de Filadelfia” (gran película) y se hizo con unas cuantas adeptas, entre ellas Marlene Dietrich y Greta Garbo.

Garbo%20Verdura

Greta Garbo con pulsera de Verdura

verdura02

Marlene Dietrich, otra fiel clienta, aunque la pulsera que luce en la foto es de Van Cleef & Arpels.

Pero Hollywood no era para Fulco” me dice Pantaléon “no sabían apreciar el refinamiento del duque siciliano, así que se trasladó a Nueva York, donde abrió un exclusivo atelier que era el secreto mejor guardado de todas las socialites de la época”.

Millicent Rogers, rica heredera, famosa esteta y socialite con broche de Verdura.

Millicent Rogers, rica heredera, famosa esteta y socialite con broche de Verdura en forma de estrella de mar. Imagen del libro “Café Society”

Fulco fue el primero que montó diamantes en oro amarillo (hasta entonces sólo el platino estaba permitido), el primero que mezcló piedras preciosas con semi-preciosas, que sacó del olvido a las entonces denostadas perlas, que utilizó caracolas, conchas de mar, trozos de ébano y demás objetos ajenos a la joyería como base para espectaculares broches (cosas que luego copiarían grandes de la joyería como Seaman Schepps, Jean Schlumberger e incluso Kenneth Jay Lane en bisutería). Fue, en definitiva, el primero que introdujo la imaginación y el color en el mundo de la joyería, que hasta entonces se nutría principalmente de piezas delicadas, cristalinas y muy muy blancas.

Broche de Verdura, safiros sobre concha marina, montado como collar. La primera de las conchas que utilizó para esta colección de broches la compró en el Museo de Historia Natural de Nueva York

Broche de Verdura, safiros sobre concha marina, montado como collar. La primera de las conchas que utilizó para esta colección de broches la compró en el Museo de Historia Natural de Nueva York

Pendientes de Verdura.

Pendientes de Verdura.

Broches en forma de caracol

Broches en forma de caracol. Verdura

Uno de los más famosos diseños de Verdura.

Uno de los más famosos diseños de Verdura.

Famoso diseño de Verdura de los años 50

Famoso diseño de Verdura de los años 50

Vía quintessence blog. Reproducción de un diseño antiguo de Fulco Verdura con cabochon de safiros.

Vía quintessence blog. Reproducción de un diseño antiguo de Fulco Verdura con cabochons de safiros.

El icónico "Cage Ring" (anillo enjaulado) en esta foto con amatistas. Se hizo en todo tipo de piedras preciosas y semipreciosas incluso en cristal de roca.

El icónico “Cage Ring” (anillo enjaulado) en esta foto con amatistas. Se hizo en todo tipo de piedras preciosas y semipreciosas incluso en cristal de roca.

La imaginación de este pequeño hombre, culto, feo y muy gracioso no tenía límites. Cuentan que Kenneth Jay Lane, que había copiado sus diseños hasta la saciedad, fue a comprarle unos gemelos y le pidió que le hiciera un descuento. Fulco le contestó “¿Descuento? ¡Pero si te los he regalado! ¿Acaso no los compras con el dinero que has ganado copiándome?”

Verdura-Raffia-Knot-Bracelet 1947

Pulsera del nudo de raffia, 1947.

4a5f0a008d878093e5f5aa74353492e4

Broche en forma de granada

2_verdura_dali_1941

Broche de media estrella fruto de su colaboración con Salvador Dalí, 1941

La colección de dibujos de Verdura fue vendida tras su muerte por su socio, Joseph Alfano, a Ward Landrigan, ex-director del departamento de joyas de Sotheby’s, quien volvió a abrir la famosa tienda de la quinta avenida (solo previa cita) y que ahora reproduce los diseños exactos de las joyas que Fulco diseñó y realizó en sus cuarenta años de trabajo. a exposición de Nueva York, cuyos comisarios son Carolina Herrera y su marido Reinaldo, fue inaugurada la semana pasada.

25153456_p

Carolina Herrera con pulsera de Verdura

La exposición muestra una reproducción del famoso collar de esmeraldas que Verdura hizo para Dorothy Paley, primera mujer del dueño de CBS William Paley. Dorothy volvió de un viaje a Colombia con su marido con lo que Fulco describe como “un saco lleno de esmeraldas”. Depositó el saco en la mesa de Verdura y le pidió un collar de esmeraldas, sin diamantes, para ponerse durante el día (???!!) “por ejemplo, para ir a almorzar al Colony”. Y esto es lo que Fulco hizo.

0e6bac2201f4884a6d4fa3b82d8cd77f

Ir a almorzar con varios cientos de pedruscos de esmeraldas colgadas al cuello, en plan sencillo, es lo que parece que se hacía en el Colony. Allí almorzaba Truman Capote con las que él denominaba sus “cisnes”: señoras ricas, guapas y elegantes. Las auténticas “it girls” del momento. Entre ellas, una de sus favoritas: Babe Paley, la sustituta matrimonial de Dorothy, la de las esmeraldas, en el corazón de William Paley. Babe también fue cliente de Verdura, como todas las que en la época eran alguien.

3b53128c13fab6f6e595670fee0c3452

Babe Paley con broche de Verdura en forma de estrella de mar.

Babe y William Paly saliendo de almorzar en el Colony, donde no se llevaba el "casual Friday"

Babe y William Paly saliendo de almorzar en el Colony, donde no se llevaba el “casual Friday”

A su tallercito desfilaba lo mejor de la jet mundial. Mona von Bismarck, la Duquesa de Windsor, Elsa Schiaparelli, Rita Hayworth, y un sin fin de Astors, Whitneys y Rockefellers. También, supongo, otro de los cisnes de Truman: la que él denominaba “el cisne europeo”, Marella Agnelli.

Pantaleón duda que ser un cisne de Truman fuera algo verdaderamente bueno. “Truman Capote era una mala pécora” me dice Pantaleón “por un lado acompañaba, aconsejaba y consolaba a sus cisnes, las adulaba y las hacía reir. Por otro se burlaba de ellas a sus espaldas, revelaba sus confidencias e incluso fue capaz de contar sus secretos al gran público en el inacabado libro “Plegarias Atendidas”, parte del cual se publicó en la revista Esquire”. Eso provocó que todas ellas le dejaran de hablar y le convirtieran en un paria social.

“Dicen que quería ser el Proust de la sociedad americana” me cuenta Pantaleón “pero acabó siendo la Karmele Marchante de su época”.

Otro de los cisnes de Truman Capote, la bellísima Gloria Guiness.

Otro de los cisnes de Truman Capote, la bellísima Gloria Guiness.

Sin embargo Marella parece estar orgullosa de su condición de cisne pues publica un libro de memorias titulado “Marella Agnelli: el último cisne”que acabamos de encargar en amazon.

111 The last swan

El libro promete enseñar fotos de todas sus casas – que son muchas – además de los cotilleos que nos quiera contar Marella, entre ellos, como avanza en una entrevista concedida a Vanity Fair, lo traicionada que se sintió por Truman. Y los buenísimos consejos que le dió, de recién casada, la veneciana condesa Consuelo Volpi: “me enseñó” dice Marella “cuántos juegos de sábanas de hilo hay que tener por cama, donde hay que llevarlos para bordar las iniciales, cuantas vajillas de porcelana hay que tener por residencia, cuantas personas de servicio han de tenerse en cada casa y donde han de encargarse sus uniformes”. Todas ellas cosas que sé os quitan el sueño por las noches…

Marella en su casa de Roma

Marella en su casa de Roma

Casa de Turin, decorada por Enzo Mongiardino

Casa de Turin, decorada por Enzo Mongiardino

“Quizás Marella sea más cisne que el resto de los cisnes porque lo cierto es que su mejor atributo es su larguísimo cuello” me dice Pantaleón…

Marella Agnelli, foto de Richard Avedon

Marella Agnelli, foto de Richard Avedon. Guapa, lo que se dice guapa, no nos parece que lo fuera…

“…pero no es ni mucho menos el último de los cisnes. No sé qué pensará Lee Radziwill, hermana de la difunta Jackie Kennedy, y uno de los más famosos y bellos cisnes de Truman, del título que se ha auto-otorgado Marella!”

Lee Radziwill en su época de cisne.

Lee Radziwill, por entonces Lee DuPont, en su época de cisne.

Lee y Truman saliendo de almorzar en el Colony.

Lee y Truman Capote saliendo de almorzar en el Colony.

Jackie, al revés que Lee, nunca fue uno de los cisnes: sus gustos eran más pseudo-intelectuales, aunque compartía con los cisnes su gusto por la moda y por la decoración. Jackie se dejó asesorar por otros. Una de sus gurús y mentoras fue la recientemente fallecida Rachel (“Bunny”) Mellon, viuda del archi riquísimo super millonario Paul Mellon. Bunny, mujer de excelente gusto, rica “de su casa” (era la heredera de la fortuna de las maquinillas Gillette y del inventor del Listerine) además de por matrimonio, era una excelente jardinera y coleccionista de arte. A ella le debemos, entre otras cosas, el actual diseño de la Rosaleda (“Rose Garden”) de la Casa Blanca.

Sus casas, sus trajes, sus joyas, sus cuadros, eran lo mejor que el dinero podía comprar, y parte de ello se subasta próximamente en Sotheby’s Nueva York en tres subastas: arte, joyas e interiores. Podéis acceder a los catálogos online (e incluso registraros para pujar a distancia, si el cuerpo os lo pide y vuestra cuenta lo aguanta) en www.sothebys.com).

En la primera de las subastas encontraréis un Rothko azul y negro de quitar el sueño, en la segunda podréis adquirir, entre otras cosas, las “fruslerías” de Verdura de Bunny (sí, ella también, ya os digo que era el “todo New York”)

08bunny-beddie-slide-NHNY-jumbo

La enredadera de manzanos en espalier en Oak Springs, Virginia, era uno de los orgullos de Bunny. Así que su marido encargó en Verdura este broche espalier para Bunny… El broche no es de lo mejor que ha hecho Verdura, pero el gesto es muy romántico.

Broche en forma de granada de Verdura.Subasta de Mrs. Paul Mellon, via Sotheby's.

Broche en forma de granada de Verdura.Subasta de Mrs. Paul Mellon, via Sotheby’s.

Dos broches de Verdura propiedad de Bunny. Via Sothebys.

Dos broches de Verdura propiedad de Bunny. Via Sothebys.

Broche de Verdura en forma de lagarto. vía Sothebys.

Broche de Verdura en forma de lagarto. vía Sothebys.

"Blackamour" de Verdura

“Blackamour” de Verdura

y la tercera donde se venden los muebles y objetos de varias de sus casas.

Las fotos de muchos de los objetos a la venta se tomaron “in situ” en Oak Springs, su finca de Virginia, y en su casa de Nueva York, cuyos interiores nunca han salido publicados en ninguna revista. Mrs. Mellon era muy celosa de su intimidad.

Oak Springs, vía Sothebys.

Oak Springs, Virginia. vía Sothebys.

Captura de pantalla 2014-10-20 a la(s) 22.23.06

Echadle un ojo y decidnos qué os parece. A mi me parecen casas agradable y vividas que tienen objetos maravillosos pero no necesariamente puestos o expuestos de forma que muestren mejor su belleza, sino como parte de algo cotidiano. Supongo que eso es ser rico de verdad, utilizar una cabeza de bronce de Degas de pisapapeles (ver escritorio de Bunny).

Captura de pantalla 2014-10-20 a la(s) 22.22.14

Captura de pantalla 2014-10-20 a la(s) 22.11.23

Pero así como las fotos muestran que las casas son agradables, a pesar de la pasión que han despertado los interiores de Bunny entre los americanos,  sinceramente: ni fú ni fá. Feo no es, pero espectacular tampoco.

Captura de pantalla 2014-10-20 a la(s) 23.00.37

Hall de entrada, Nueva York

Comedor, Nueva York

Comedor, Nueva York

En la subasta hay algunos objetos divertidos con un precio estimado de entre 500-700 dólares aptos para mitómanos que quieran poseer un objeto Mellon, que haya sido observado y quizás tocado por la mitad del quien es quien del siglo XX. Como toda mujer sensata, Bunny también tenía su mono…

mellon2

Del catálogo de Sotheby’s, Interiores

Apliques de vela con monos trepadores

Apliques de vela con monos trepadores

Tetera mono, en la casa de Cape Cod. Vía Sothebys.

Tetera mono, en la casa de Cape Cod. Vía Sothebys.

También hay muebles maravillosos a precios de salida sospechosamente bajos (sobre todo en comparación con los de la plata y la porcelana, que los tienen escandalosamente altos).

Captura de pantalla 2014-10-20 a la(s) 23.10.10

Dos butacas Luis XVI estampillés Jacob. Precio de salida 800 dólares. No entiendo qué han hecho con ese almohadón de asiento tan raro, pero estampillé Jacob es un chollo a diez veces el precio de salida.

Y mucha porquería. Cosas que si yo llevara a Ansorena me escupirían en la cara, pero que como son de Bunny Mellon, molan: libros de cocina, la jaula de las gallinas, un armario de garaje, una maceta… Un poco vergonzoso lo del catálogo de interiores.

Los tres catálogos pueden descargarse en pdf o encargarse en tapa dura escribiendo a Sotheby’s. Son magníficos para pasar una tarde de otoño, taza de té en mano, cotilleando y suspirando. Como hacía Truman con sus cisnes hasta que los apuñaló por la espalda.

“Y eso no es un amigo.” dice Pantaleón “Un verdadero amigo” añade “es el que te apuñala de frente”.

Vaya. Pues ya sé a qué atenerme.

 

PD: Mis disculpas. Llevo un tiempo sin escribir ni contestar mails. Lo siento en el alma y me hace sentir enormemente culpable. No quiero disculparme contando los problemas de exceso de trabajo y ausencia de tiempo porque a este blog, como dice Pantaleón “se viene llorao”. Nuestra intención es entreteneros y haceros, no contar penas. El caso es que últimamente me está costando más que nunca encontrar tiempo para el blog, por lo que os pido que seáis indulgentes conmigo durante un tiempo que espero sea corto.

PD2: Mi más sentido y profundo agradecimiento a Lorenzo Castillo que nos menciona como blog favorito en la entrevista que le hicieron para el suplemento “Fuera de Serie” de “El Mundo” el pasado domingo. Que Lorenzo es un “Fuera de serie” no hace falta que lo diga ni “El Mundo” ni nosotros porque es una obviedad, pero también es simpático, amable, y muy generoso. ¡Gracias!

fuera de serie 19 10 2014 lorenzo castillo (2)

Tags: , , , , , , , , , ,

Me encuentro a Abelardo en su garita laboriosamente pintando de rojo las suelas de todo su calzado – alpargatas incluidas- . Me mira como si le hubiera sorprendido en una travesura inconfesable e inmediatamente comprendo que Pantaleón está por medio. La corrupción a la que le somete el mono ha avanzado un grado más: Abelardo ha descubierto a Christian Louboutin.

Vía Pinterest.

Vía Pinterest.

El mono no niega el origen de las suelas rojas, pero rechaza toda culpa al respecto y se la achaca a su nuevo amigo Gumersindo, médico jubilado y el abuelo más fashion de todo Madrid.

Comedor de Paolo Moschino, vía House and Garden

Comedor de Paolo Moschino, vía House and Garden

Gumersindo, Abelardo, Paco el cartero y Fernando, ingeniero de caminos, tenían montada una timba de póquer todos los martes. Hete aquí que Fernando se fue a Dubai por un proyecto de trabajo, y a los de la timba les faltaba un cuarto. Abelardo, que es un pichón el pobre, no tuvo mejor idea que invitar a Pantaleón a la timba. Y fue como abrir la caja de Pandora.

a34b1d0583a0ba883cd08b91ae9a2706

Baste decir, por ahora, que en la timba de póquer ya no se juega a póquer: Pantaleón les ha puesto a todos a tomar clases de bridge.

Michele Bonan, Lonny Mag

Michele Bonan, Lonny Mag

La timba tiene su aquel. Gumersindo, es un septuagénario cáustico y listo con barba a lo Valle Inclán que va vestido de Martin Margiela de pies a cabeza. Bueno no, pies no; los pies los enfunda en Dolce & Gabannas. Paco es cartero vocacional. Eligió serlo porque le gusta pasear y entregar cosas, pero no le hacia falta para nada. Su tía abuela Clara le dejó 30 pisos en alquiler en Madrid y Paco está tupido. Eso sí, en el trabajo se ha hecho sindicalista para disimular. Paco y Gumersindo sentaditos, tres horas largas, a una mesa con esa critaturita de Abelardo y ese mal bicho de Pantaleón son un coctel explosivo.

Tras la primera reunión Pantaleón ha sustituido la bata de ikat por una smoking jacket de Etro (“A Gumersindo le hacen el 30%” me revela) Abelardo pinta sus suelas de rojo y Paco quiere poner “tented rooms” en todos sus pisos. (ver El Temor de Abracurcix).

Paco es el culpable de una nueva obsesión de Pantaleón. Resulta que el piso de Pansy no es para Pansy sino que su destino es ser alquilado, y Paco, que de alquileres sabe mucho, dice que ha la remodelación ha de ser discreta, una obra que complazca a todos y cualquiera, que “es para alquilar”.

Tras oir eso Pantaleón estuvo ejerciendo de diva varios días. Que si él no es un decorador de masas, que él no sabe hacer cosas anodinas, que complacer a todos es de idiotas y que para idiotas la mayor del reino es Pansy (???). Qué quien le mandaría a él meterse en un proyecto tan por debajo de su genio (y tan por encima de mis capacidades) y que aquello apestaba todo a mediocridad así que era mejor que me encargara yo (!!!). Cuando por fin terminó de refunfuñar comprendió que esto era un reto y se puso manos a la obra. Primer paso: la inspiración. Es un piso de 65m2 así que la gama de colores ha de ser la misma. Nada de un cuarto de cada color, sensacion de continuación como predicaba el mismo Pantaleón en La solución habitacional. Así que empecemos. Inspiración. ¿Colores?

Alfombras de ikat a medida, ver "A tus pies"

Alfombras de ikat a medida, ver postA tus pies

“¿Azul o gris?” pregunta el mono a los de la timba.

“Los dos juntos” dice Gumersindo, muy influenciado por la colección Otoño-Invierno de Stefano Pilati.

“Ninguno de los dos” dice Paco el cartero “blanco, como los sobres de las cartas”.

“¿Rojo no?” pregunta Abelardo, que sigue con su obsesión Louboutinesca…

Stefano Pilati en su casa de Paris, vía AD

Stefano Pilati en su casa de Paris, vía AD

El mono comprende que el equipo de la la timba dá para lo que dá así que se resigna a volver a mi y a mis menguadas capacidades con un montón de fotos en azul y blanco…

Sofa Willoughby de Anthropologie

Sofa Willoughby de Anthropologie

Papel de Farrow & Ball, modelo Tessella, aproximadamente 110€ el rollo.

Papel de Farrow & Ball, modelo Tessella, aproximadamente 110€ el rollo.

Captura de pantalla 2014-09-07 a la(s) 18.15.51

House & Garden, octubre de 2014

Papel Tanzania de Thibaut en azul. Aproximadamente 70€ el rollo.

Pared pintada, Existe un papel pintado similar, Tanzania de Thibaut a aproximadamente 70€ el rollo.

IMG_2463

¿Recordáis la cocina de Sarah Richardson de la semana pasada? Esta no es la misma pero el estilo sí. No he conseguido averiguar de quien es la imagen…

 

House Beautiful, Octubre de 2014

House Beautiful, Octubre de 2014

belclaire house mark d sykes

Belclaire House, Mark D. Sykes, vía la web del propio diseñador.

gritti venecia

Hotel Gritti, Venecia

Andrea's Kitchen

La cocina de Sarah Richardson que tanto me gusta…

IMG_1944 IMG_1299
a9f7ee614b946adaf77842aa22684215 a624c800110c1a5bcbba7d2a8de2f077

Kelly Hoppen Stripe, papel pintado de Graham & Brown. 30€ el rollo.

Kelly Hoppen Stripe, papel pintado de Graham & Brown. 30€ el rollo.

“Blue and white is always right” Me dice convencido.

“Puede ser” le digo volviendo a repasarlas “pero ¿te has dado cuenta que en todas o casi todas introducen un punto de negro para evitar la ñoñería?”

“Déjame ver” dice el mono sorprendido, calándose el monóculo.

“Y además” le digo “azul y blanco para un cuarto, bien, para dos cuartos, quizá, pero ¿para la casa entera?”

“Ummm” medita el mono

“Y ¿el suelo?” continúo “¿Qué hacemos con el suelo? Para mármoles no nos dá, así que la opción es madera, o muy oscura o totalmente blanca, nada más nos sirve con el total look blue & white… ¿Y tu has pensado en precios? ¿En combinaciones? ¿Qué pretendes, empapelar? Es mucho más caro. Y de telas nada, que sólo reformamos, no decoramos. Así que ¿cómo pretendes hacer esas monerías del blue & white?”

Se queda callado y aprovecho su momentáneo silencio para contra-atacar:

Gris, Pantaleón, gris” le digo “gris Dior y mucho blanco. Quizás algo de negro, o algún gris más oscuro en algún sitio, pero paredes grises y mucho, mucho blanco…. Suelos de madera blanca o gris muuuy pálido…”

9149a01326be1f94142bcf7dc6accddc

08517d5e5ebdb4632df929d3cb87e68b

Son fáciles de encontrar y fáciles de combinar. Y si quieres ahorrar hay laminado barato que da muy buen resultado en Leroy Merlin, a 11€ el metro cuadrado…

Artens Roble Blanco, AC4

Artens Roble Blanco, AC4

La terraza la podríamos poner en los mismos tonos, en un gres imitación a madera, en color gris que es fantástico (Lombok gris 16€ m2 también en Leroy Merlin)

 

Lombok Gris, apto para exterior. Plaquetas de 45 x 45 cm.

Lombok Gris, apto para exterior. Plaquetas de 45 x 45 cm.

Ventanas y puertas blancas. Rodapié blanco. Abrir dos ventanas grandes a la terraza, para que entre más luz,  y cubrir las paredes de la terraza de hiedra…

f36ab60625a9e1e36c1fb522029bccaa

inspiracion atico

Quizás pequeños toques en negro para modenizar, no mucho pero algo….

 

b096f03cf752754b46c6bda805eb61bf

Ojalá entraran dentro del presupuesto esas ventanas con perfiles de hierro negro que causan furor en EEUU… pero no creo que podamos: ventanas blancas. PVC me temo, que hay que aprovechar el plan Renova de la Comunidad de Madrid …

693760b074747fff1a779aa6f78ed139

Puertas correderas para ganar espacio, pero sin empotrarlas que es más caro, que el carril quede por fuera…

puerta corredera

37c153beca5e64f15526df0b05634dce

Y una cocina abierta al salón, que no tenemos mucho espacio…

cfce5c1ec511ede0e41e7ebc444d916f 712fb1705595b05c5ac204b4d7179264

111 modesto2

Captura de pantalla 2014-09-07 a la(s) 17.56.02 copia

Alguna pared de espejo para ampliar visualmente los metros….

IMG_1692

Jean Louis Deniot

E inventarnos las molduras pintando una doble raya negra cerca del techo, como hizo Raul Martins en su estupendo espacio en Casa Decor..

22-cad14-samsung-raul-martins-003

El cuarto de baño con azulejos de metro blancos (a 12,90€ m2 en azulejos Peña) pero colocados con un poco de gracia, que lo que cuenta …

 

111 cuarto banyo jpg

Hay que fijarse un poco en hasta donde poner el azulejo, donde colocar la moldura en contraste, o si hay que ponerla o no, combinar un poco los elementos, pensar en los tiradores, toalleros y apliques… No gastar más, pero sí pensar un poco más.   80478ebf59cc464ac8ac1cd49bcfcc43

Hacer una ducha bien grande… poner quizás el suelo del cuarto de baño en una falsa baldosa hidraúlica de la marca Calvet, también en grises, blancos y negros que es fantástica y va de miedo con nuestro azulejo de metro…

Calvet Gris de Vives Cerámica, a 19€ m2 en Azulejos Peña

Calvet Gris de Vives Cerámica, a 19€ m2 en Azulejos Peña

“Gris y blanco. Calmado y elegante. No molesta a nadie, no irrita a nadie” digo para terminar mi alegato.

blanco y marron

Via Elle Decor

“¿Y no emociona a nadie?” dice Pantaleón.

“No, contesto, eso no es cierto. Puede emocionar. Aunque dudo que tú y yo lo hagamos en el apartamento de Pansy, dadas las limitaciones, el gris y blanco sí puede emocionar… como tú dices”

“Así que ahora “Grey and white is always right”?” me pregunta Pantaleón.

Via Veranda

Via Veranda

Es posible. Yo qué se. Y vosotros ¿Qué opináis?

Tags: , , , , , , , , , , ,

« Older entries

COPYRIGHT Muchas de las fotografías utilizadas en este blog han sido encontradas en la web y desconozco su autor. Si crees que alguna de ellas no debe ser publicada o conoces su procedencia ruego me lo indiques, para retirarla o identificar al autor. Si quieres utilizar alguna de mis imágenes puedes hacerlo indicando su procedencia.